El juez del caso Bretón pide un informe definitivo de los restos

  • La perito de la Policía Científica acude hasta el Instituto de Toxicología, por orden del magistrado, para volver a analizar los huesos hallados en la hoguera.

La investigación sobre la desaparición de Ruth y José está centrada en estos momentos en poner fin a la polémica surgida en torno al origen de los restos hallados en la hoguera de la finca de Las Quemadillas. Para ello, el juez instructor, José Luis Rodríguez Lainz, ha ordenado que se elabore un informe definitivo redactado por los tres forenses que con anterioridad analizaron los restos, es decir, la perito de la Policía Científica relevada de su cargo, Francisco Etxeberria y José María Bermúdez de Castro.

El objetivo, según fuentes cercanas al caso, es contar con un "documento contundente" para juzgar al padre de los menores, José Bretón, por cometer presuntamente dos delitos de asesinato con alevosía y la agravante de parentesco. Sin embargo, antes de dar este paso el juez ha pedido a la perito de la Policía Científica que realice un nuevo informe en el que justifique por qué concluyó que los huesos y los dientes que se encontraron en la hoguera eran de origen animal. Fuentes de la Policía Nacional aclararon ayer que ha sido el magistrado el que ha pedido que elabore este nuevo documento "para rectificar o no las conclusiones del primero", pero "sin que ella en ningún momento lo haya solicitado". Para realizar su nuevo estudio la perito acudió ayer al Instituto Nacional de Toxicología para analizar todos los restos, ya que en su primer informe se basó en unas fotografías tomadas dentro de la finca de los abuelos paternos. La forense expondrá las conclusiones de su nuevo informe en la ronda de declaraciones fijada por Rodríguez Lainz para el próximo viernes, en la que también están citados Etxberria y Bermúdez de Castro.

El fiscal jefe de Córdoba, José Antonio Martín-Caro, por otra parte, manifestó ayer que no comparte la decisión de la defensa de Bretón, de presentar un recurso para que su cliente sea juzgado por un tribunal profesional y no por jurado popular. En este sentido, el fiscal jefe mostró su respeto "absoluto" hacia esta postura de la defensa, aunque no comparte "ese criterio".

Sobre la idoneidad de un juicio con jurado popular a Bretón, que se encuentra en prisión desde el pasado 21 de octubre, Martín-Caro recordó que, para este tipo de delitos, la ley recoge que sea un jurado el que dictamine la culpabilidad o no del imputado. "No me planteo más. Lo tengo muy claro, como fiscal debo encargarme de que se cumpla la ley y luego ya vendrá la elección del jurado más adecuado", puntualizó.

Para justificar su recurso contra la ley del jurado popular, el abogado de Bretón José María Sánchez de Puerta, explicó la semana pasada que será "difícil" encontrar ciudadanos que no estén contaminados y que actúen "desde la imparcialidad". Según Martín-Caro, es conveniente concretar si por contaminación se entiende que las personas sepan del caso, porque "quién no ha oído hablar de él y ya no solo en España".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios