Detienen a un indigente que violó a una mujer durante horas

  • El agresor abusó de la víctima en el foso de la muralla de la Macarena

Comentarios 32

La Policía Nacional ha detenido a un indigente por violar durante horas a una mujer junto a la muralla de la Macarena. El arrestado, identificado como Juan C. F., de 47 años, es un hombre que cuenta con numerosos antecedentes delictivos, entre los que figuran cuatro violaciones. La última la cometió presuntamente el pasado mes de octubre y fue detenido después por la Policía. Además, tenía otras cuatro órdenes de alejamiento de sus hijos por abusar sexualmente de ellos y había sido arrestado en 41 ocasiones por la Policía Nacional y en 15 por la Guardia Civil. Pese a todos estos antecedentes, se encontraba en libertad.

Los hechos ocurrieron el 15 de noviembre, según informó ayer la Jefatura Superior de Policía en una nota de prensa. Aquel día la víctima y el presunto agresor se encontraron en el comedor social próximo a la Plaza del Pumarejo. Éste invitó a la mujer a acompañarle a su refugio habitual en un foso de la muralla de la Macarena, una zona que no se ve desde la calle y de difícil escapatoria. Allí la violó repetidas veces durante tres horas, entre las tres y las seis de la tarde, amenazándola con matarla si no consentía y propinándole fuertes golpes en el pecho. Sobre las seis de la tarde, el agresor obligó a la mujer a que se vistiera y le acompañara a comprar cervezas.

Luego volvieron al mismo lugar, esta vez acompañados de un amigo del agresor, un ciudadano rumano llamado Dumitru Catalin C., de 20 años. De nuevo la obligó a que se desnudara y la violó otra vez, mientras que el joven rumano le decía a la víctima que aguantara. Dos horas después, la mujer aprovechó un momento de descuido y logró escapar. Luego se puso en contacto con la Policía, concretamente con el Servicio de Atención a la Mujer (SAM), que le tomó declaración y comenzó a hacer gestiones para identificar al autor de la violación y a su amigo.

Por el modus operandi, la Policía llegó a la conclusión de que no se trataba de una agresión ocasional, sino de una persona con numerosos antecedentes. Este indigente, que suele vivir por el Pumarejo, elige a sus víctimas por esta zona y siempre son indigentes o personas en situación de exclusión social, que generalmente no acuden a instituciones sociales para alertar de estos hechos. La Policía considera al agresor un líder entre los sin techo y cree que imponía la "ley del silencio" entre ellos, de forma que nadie se atrevía a denunciarlo.

Este indigente ha sido detenido 57 veces y cuenta con un amplio historial delictivo en el que figuran delitos como detención ilegal, violación, malos tratos, lesiones y amenazas. Le consta una orden de alejamiento de sus cuatro hijos por abusos sexuales. Desde el miércoles se encuentra en prisión por esta nueva violación junto a la muralla de la Macarena.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios