Fallece el decano de Derecho de la Universidad de Málaga Alejandro Rodríguez Carrión

  • El catedrático de Derecho Internacional Público pidió que no se le dedicaran ceremonias religiosas ni sociales de despedida

Comentarios 3

El catedrático de Derecho Internacional y decano de la Facultad de Derecho de la Universidad de Málaga Alejandro Rodríguez Carrión, murió la noche del pasado miércoles tras perder la batalla que durante 19 meses había sostenido contra el cáncer de pulmón. Alejandro Rodríguez Carrión no quiso ceremonias sociales ni religiosas de despedida. En un último gesto de compromiso con la institución universitaria, dejó establecido que su cuerpo se donara a la Facultad de Medicina.

Un somero acto académico congregó ayer a mediodía al consejo de Gobierno de la Universidad, al Consejo Social, los miembros de la junta de la Facultad de Derecho y a sus compañeros del Departamento de Ciencia Política, Derecho Internacional y Derecho Procesal que rindieron homenaje a uno de los catedráticos más prestigiosos de la Universidad de Málaga (UMA).

Rodríguez Carrión (Nador, 1946) estudió Derecho en la Universidad de Granada, donde fue alumno del catedrático de Derecho Internacional sevillano Juan Antonio Carrillo Salcedo. De aquella relación surgió una amistad que Carrillo recordaba el pasado 28 de febrero durante su discurso al ser distinguido como Hijo Predilecto de Andalucía.

Como docente e investigador pasó por las universidades de Granada, Autónoma de Madrid, Oslo (Noruega) Berkeley (Estados Unidos), Groningen (Holanda) y Sevilla hasta que se incorporó a la Universidad de Málaga en 1982. Dos años después se convirtió en decano de Derecho, un puesto para el que volvió a ser votado en 2004 y reelegido el pasado junio. Durante su trayectoria en Málaga impulsó los másteres de Derecho Comunitario de la UMA y de Abogacía.

Su última aparición pública fue el 9 de mayo, cuando hizo un último esfuerzo a pesar del empeoramiento de su salud. El Consejo Andaluz del Movimiento Europeo le reconoció con el premio Blanco White por su defensa de los derechos europeos.

La rectora de la UMA, Adelaida de la Calle, resaltó ayer tras leer el discurso institucional en recuerdo a su figura, que nunca faltó a un consejo de Gobierno, ni siquiera en los últimos meses, cuando debía acudir en silla de ruedas.

Su coherencia y compromiso también alcanzaron el campo político. En 1987 estuvo a punto de ser candidato a la Alcaldía de Málaga por IU. Él aceptó pero la línea dura del PCE se opuso finalmente a su designación.

Alejandro Rodríguez Carrión era colaborador de opinión en los periódicos del Grupo Joly.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios