La Junta fomentará con 400 euros al mes la vuelta a clase de jóvenes parados

  • Griñán anuncia en el Debate sobre el estado de la Comunidad la creación de 3.000 becas para que jóvenes desempleados y con cargas familiares continúen sus estudios de ESO, Bachiller o FP de Grado Medio

Comentarios 143

El presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, anunció en el Debate sobre el estado de la Comunidad que se celebró en el Parlamento andaluz la creación de 3.000 becas de 400 euros al mes para que jóvenes en paro y con cargas familiares puedan continuar sus estudios en la ESO, el Bachiller o la Formación Profesional de Grado Medio.

Según avanzó en rueda de prensa en Jaén la consejera de la Presidencia y portavoz del Gobierno andaluz, Mar Moreno, esta beca está dirigida a jóvenes de entre 18 y 24 años, que abandonaron sus estudios y se encuentran ahora fuera del mercado laboral. La población diana de esta medida sería aquellos jóvenes que en el boom de la construcción dejaron los estudios y con la crisis se han visto sin recursos.

La Junta de Andalucía ya cuenta con una beca muy similar, aunque para jóvenes de 18 a 29 años que asistan a acciones de formación profesional. Esta beca, de 20 euros al día, es decir, sobre 420 euros al mes, la concretó Griñán en noviembre pasado tras anunciar un plan de empleo específico para jóvenes en el Debate de la Comunidad del pasado año.

Esta beca de asistencia a cursos de formación para jóvenes con cargas familiares se ampliará ahora por tanto a estudios secundarios, Bachillerato y a una formación profesional reglada, si bien la horquilla de edad de los posibles beneficiarios es más bajas. Ambas son complementarias con becas de transporte, manutención y alojamiento.

Estas nuevas becas estarán disponibles desde el próximo curso que arranca en septiembre y tendrán el título de La segunda oportunidad educativa. El presupuesto, atendiendo al número de becas y su importe por diez meses lectivos, rondaría los 12 millones de euros. En las próximas semanas se irán concretando con mayor detalle, apuntó Moreno.

"Es la primera vez en toda España que se va a becar el regreso a la formación reglada", señaló Moreno, quien admitió que la medida también contribuirá a hacer frente a la alta tasa andaluza de abandono escolar temprano (la no obtención del título de ESO), del 37,5%, sólo superada por Baleares (40,8%).

La también portavoz del Gobierno indicó que la educación es "una clara prioridad" para el presidente del Ejecutivo andaluz, pese a que señaló que "no da beneficios a corto plazo".

"Este es un ejemplo del debate que va a plantear el presidente Griñán, de acción de gobierno, de respuestas al desempleo, de respuestas a las familias y con Andalucía marcando iniciativas y con Andalucía marcando diferencias y con Andalucía a la vanguardia, como hemos venido haciendo en estos años de crisis y como vamos a seguir haciendo en los próximos meses y en los próximos años", expuso la consejera.

La intervención de Griñán el miércoles en el Parlamento "no será teórico ni de enfrentamiento político, sino de acción y respuestas, propio del Gobierno autonómico más activo de toda España", manifestó Moreno, que se mostró convencida que el debate y las propuestas del presidente Griñán "no van a dejar indiferente a nadie porque el presidente se va a mojar y mucho como siempre hace".

Por su parte, el vicesecretario del PP andaluz, Ricardo Tarno, afirmó ayer que su partido sólo espera del debate sobre el estado de la comunidad de la próxima semana que el presidente de la Junta, José Antonio Griñán, haga promesas que "él y su gobierno saben que no van a cumplir".

En rueda de prensa, Tarno dijo sobre las promesas hechas a los jóvenes que la única consecuencia ha sido "que el 50% de los jóvenes andaluces estén en paro", mientras la consejería de Empleo "está lavándose por dentro porque está llena de podredumbre".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios