La Junta refuerza su compromiso con los ayuntamientos en los presupuestos

  • Hacienda está estructurando una "participación estable" de los entes locales en los ingresos de la comunidad "para siempre" · El Gobierno destinará este año 14.760 millones más a las arcas municipales

Comentarios 1

Aparte del gasto social, el Gobierno andaluz tiene marcada como segunda prioridad para sus presupuestos de 2011 a los ayuntamientos, muchos de ellos bordeando la quiebra al tener problemas no ya para pagar a proveedores, sino el recibo de la luz o incluso las nóminas de sus trabajadores. Si la pasada semana, tal y como se había pactado con la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP) en la negociación de las leyes locales, la Consejería de Hacienda daba luz verde a los 420 millones del fondo incondicionado que comenzará a aplicarse el próximo año, y que hasta 2013 incrementará en 60 millones anuales, ayer ratificó ese compromiso resaltando que se está estructurando un marco "estable" para la participación de los entes locales de los ingresos de la comunidad.

La titular de este departamento, Carmen Martínez Aguayo, fue quien explicó que se trata un modelo de participación "para siempre", pero que no es más que el cumplimiento "de lo que pone en nuestro Estatuto en relación con la colaboración en el modelo de financiación", como esos 600 millones que llenarán las arcas locales en los próximos dos años. También señaló que "en poco más de 24 horas" se trasladará a los ayuntamientos qué cantidad es la que se les va a ingresar en función de la nueva ley que regula su participación en los tributos autonómicos, con lo que quiso demostrar el nivel de implicación del Ejecutivo autonómico con la economía municipal que, pese a la crisis, "no va a decaer". Por tanto, los ayuntamientos parecen quedarse fuera de cualquier tipo de recorte.

Pero mientras lo que la Junta va a dar a todos y cada uno de los ayuntamientos se conoce, lo que sí se sabe es la que va a destinar el Gobierno central. La participación de los ayuntamientos en los ingresos del Estado, la conocida como PIE, aumentará un 9% respecto del próximo ejercicio. El Ministerio de Economía trasladó a la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) el pasado 30 de julio que los alcaldes recibirán el próximo año, previsiblemente, 14.760 millones más que en este ejercicio.

La distribución de estos recursos extra será de 3.913 millones para los ayuntamientos incluidos en el régimen general, 5.835 millones para los municipios que se rigen por el modelo de cesión, es decir, los que tienen más de 75.000 habitantes, y 4.997 millones para las diputaciones.

Este balón de oxígeno llegará en un momento clave para los alcaldes: necesitan más dinero justo cuando está a punto de cerrárseles el grifo del crédito (impuesto por el Gobierno para la contención del déficit) y en el arranque de la carrera electoral de las municipales de mayo de 2011. Sin embargo, la generosidad del Gobierno central no es tal. A falta de conocer cuál será el reparto de ese dinero en Andalucía, el presidente de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias, Francisco Toscano, matizó que esos recursos vienen a ser una especie de compensación por la retirada del Fondo de Inversión Local o Plan E. Como recordó, ante la situación de asfixia de los ayuntamientos, el Gobierno central autorizó que un 20% de lo que iban a recibir se dedicara a cubrir el gasto corriente, y ahora esa opción desaparece.

La segunda vertiente negativa de ese aumento está en que buena parte de lo que se ingrese tendrá que ir a sufragar los 1.500 millones que los municipios adeudan al Estado a cuenta de los anticipos por la liquidación del sistema de financiación de 2008, en los que no se previó una caída tan brusca de los ingresos y que ahora se tiene que devolver.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios