El juez del caso Marta convoca y suspende una nueva declaración de Samuel

  • El juez citó a los abogados sin precisar el objeto de la diligencia para evitar filtraciones, pero cuando llegaron al juzgado se les notificó la suspensión sin explicar razones.

Comentarios 7

El juez que investiga la desaparición y muerte de Marta del Castillo ha convocado este jueves a los abogados para una nueva comparecencia de Samuel Benítez, acusado de ayudar al asesino confeso a deshacerse del cuerpo de la víctima, pero ha suspendido la diligencia por razones no precisadas.

Fuentes del caso han informado de que el juez de instrucción 4 de Sevilla había convocado a los abogados personados a última hora de la mañana para una diligencia relacionada con Samuel Benítez, de 19 años, que debía ser trasladado desde la cárcel de Huelva, donde cumple prisión provisional desde el pasado 17 de febrero.

De acuerdo con su política de evitar filtraciones sobre el caso, el juez citó a los abogados a última hora de la mañana y sin precisar el objeto de la diligencia, pero cuando los letrados llegaron al juzgado les notificaron que se había suspendido, sin explicar las razones.

Los funcionarios del juzgado únicamente les entregaron algunas comunicaciones de rutina, según las fuentes.

El propio abogado de Samuel, Manuel Caballero, no se encontraba presente, por lo que posiblemente no pudo ser citado a tiempo al encontrarse en algún juicio, han añadido las fuentes.

La diligencia podría consistir en una indagación relativa a las escuchas telefónicas que ha practicado la Policía por orden del juez y que pertenecen a la parte del sumario que sigue bajo secreto, en opinión de las citadas fuentes.

Samuel está acusado por la Policía de haber ayudado a su amigo Miguel Carcaño, asesino confeso de la joven Marta del Castillo, a deshacerse del cuerpo de la joven tras el asesinato ocurrido hacia las 20:30 horas del pasado 24 de enero.

Este imputado, sin embargo, negó desde su primera comparecencia ante el juez haber tenido cualquier participación en la desaparición del cuerpo o haber conocido el crimen, y atribuyó su confesión a las amenazas que recibió de la Policía contra él mismo, su familia y su novia durante los tres días que permaneció detenido en la Jefatura Superior de Policía de Sevilla.

Posteriormente, su coartada fue ratificada por los amigos que estuvieron con él aquella noche y el registro de las llamadas desde su móvil confirmó que entre las 21.24 horas del día 24 de enero y la 1:13 horas de la siguiente madrugada estuvo en la barriada de Montequinto de Dos Hermanas (Sevilla), lo que aparentemente confirma su declaración de que no se trasladó a Sevilla hasta las 2:20 horas para unirse a la búsqueda de Marta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios