Una joven china aparece muerta en un almacén de lencería de Málaga

  • El cadáver presenta signos de violencia y la Policía busca al compañero de la víctima

Comentarios 3

El cadáver de una joven de 27 años, de nacionalidad china, fue encontrado al mediodía de ayer en el interior de una nave del polígono industrial Guadalhorce, en Málaga capital. Según las primeras pesquisas policiales, podría tratarse de un caso de violencia de género, ya que el cuerpo presentaba "señales evidentes" de una agresión de este tipo, por lo que se activó un dispositivo policial de búsqueda de su compañero sentimental.

Sobre el mediodía, en el servicio del 091 de la Comisaría malaqueña se recibió una llamada avisando del hallazgo en un almacén de lencería del citado polígono del cadáver de esta mujer, identificada como J. C., y que presentaba señales evidentes de tratarse de una muerte violenta. De hecho, los agentes que acudieron al establecimiento encontraron un martillo y un cúter, con los que, al parecer, se habría producido el ataque.

La víctima, que se encontraba en España una semana de vacaciones, pernoctaba en este almacén junto con su compañero sentimental, también de nacionalidad china, por lo que las primeras investigaciones policiales indican que podría tratarse de un caso de violencia de género.

Funcionarios del Grupo de Homicidios de la Brigada Provincial de Policía Judicial se han hecho cargo de las investigaciones, estando, además, a la espera de los resultados de la autopsia que se realiza en el Instituto de Medicina Legal de Málaga.

En el caso de confirmarse la agresión, esta es la cuarta mujer que fallece en la provincia de Málaga a manos de su pareja. La primera víctima mortal de la violencia de género fue una joven boliviana de 34 años que falleció asfixiada en un hostal de Marbella, presuntamente por su compañero sentimental, de nacionalidad peruana quien confesó los hechos y fue a prisión. El crimen se produjo el pasado 2 de abril.

Cinco días después, una mujer de 64 años fue apuñalada en plena calle, en el barrio de Gamarra, en la capital. Murió camino del Carlos Haya. El agresor, su ex pareja sentimental, se autolesionó y también fue trasladado al hospital. Tras el alta, ingresó en la cárcel donde murió de un infarto.

El tercer caso de violencia machista en Málaga se produjo en la barriada de Santa Paula, en la capital, el pasado 6 de octubre. Un hombre de 82 años apuñaló a su mujer, de 80. Llevaban 57 años casados. Él confesó el crimen, pero argumentó que lo hizo "para que no sufriera más" porque la víctima estaba impedida y gravemente enferma. No existían denuncias previas de malos tratos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios