La Junta propicia la creación de 13.562 puestos de trabajo para discapacitados

  • Durante los últimos años, la Consejería de Empleo ha estimulado la ocupación del colectivo gracias a la gestión de los centros especiales de empleo en los que se han invertido más de 155 millones de euros

La Junta de Andalucía ha realizado una apuesta firme por favorecer la inserción laboral de las personas que sufren algún tipo de discapacidad. Un claro exponente es la inversión de más de 155 millones de euros realizada en los últimos años, que ha propiciado la creación de 13.562 empleos en los centros especiales de empleo de toda Andalucía.

Este dato ha tenido una importante repercusión en la sociedad andaluza, porque "significa que 13.562 familias se han integrado con normalidad en el llamado mercado ordinario de trabajo gracias al apoyo del Gobierno andaluz", explicó el consejero de Empleo, Manuel Recio, durante el acto de presentación de la nueva imagen corporativa del centro especial de empleo Verdiblanca, en Almería, una empresa dedicado a la "ordenación de aparcamientos", que mantiene una plantilla de 152 trabajadores, de los cuales 106 sufren algún tipo de discapacidad.

Los centros especiales de empleo desarrollan actividades a unos niveles de eficiencia y calidad equiparables a cualquier empresa que compite en el mercado, sin perder por ello el componente social y de integración de personas con discapacidad que lo caracteriza. Su papel es "fundamental para la integración de las personas con discapacidad en el mercado laboral", añadió Recio, quién subrayó la "decidida apuesta de la Junta de Andalucía por continuar desarrollando las políticas de integración social y laboral de las personas con discapacidad".

El objetivo principal de estos centros es el de realizar un trabajo productivo a la vez que sea un medio de integración social. De este modo, su plantilla debe estar conformada al menos en un 70% por personas con una discapacidad en un grado igual o superior al 33%. De los 13.562 puestos de trabajo propiciados desde la Junta, 9.138 corresponden a personas con discapacidad física, 2.178 con discapacidad psíquica y 2.246 con discapacidad sensorial.

En opinión de Recio, el apoyo a estos centros del Ejecutivo andaluz es una herramienta que "distingue a un gobierno de izquierdas y socialista como la Junta de Andalucía, frente a otros que no creen en los servicios y ayudas públicas y aplican criterios de riqueza a ideas nada mercantilistas como la solidaridad".

Las 452 empresas calificadas en Andalucía como Centro Especial de Empleo se dedican a actividades muy diversas como la industria de la limpieza, auxiliares de transportes, la agricultura, o la fabricación de muebles, entre otras. De ellas, 397 empresas tienen carácter provincial y 55 son multiprovinciales. Durante 2010, en Andalucía se registraron 29 centros nuevos. En este periodo se ha realizado una inversión superior a los nueve millones de euros para la creación de 828 puestos de trabajo en centros especiales de empleo.

En los últimos ocho años, la Junta de Andalucía ha destinado sólo a incentivos directos para la contratación más de 155 millones de euros, y en ayudas al mantenimiento de empleo más de 133 millones de euros, que han permitido la continuidad de 1.039 trabajadores con discapacidad en estas empresas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios