Quisiera que Ray estuviera aquí

  • 'Flores en las grietas'. Richard Ford. Trad. Marco Aurelio Galmarini. Anagrama. Barcelona, 2012. 224 páginas. 17,90 euros.

Publicado a instancias de su editor español, el incombustible Jorge Herralde, Flores en las grietas recoge los artículos autobiográficos y ensayísticos de Richard Ford, que comparte nombre con el célebre viajero e hispanista londinense pero es, como bien saben sus lectores, un excelente narrador norteamericano cuya obra entera -relatos, novelas y un hermosísimo libro de memorias, Mi madre- está felizmente disponible en Anagrama. Se trata en esta ocasión de un libro menor, montado con retales de intensidad despareja, pero ello no quiere decir que no contenga páginas valiosas.

Son interesantes las consideraciones de Ford sobre el sentido de la literatura (Qué escribimos, por qué lo escribimos y a quién le importa o ¿De dónde viene la escritura?) y también sus ejercicios de crítica sobre obras de Richard Yates (Introducción a Revolutionary Road) o James Salter (Introducción a Años luz), a los que se añaden sabias reflexiones sobre uno de los mejores cuentistas de la literatura universal (Por qué nos gusta Chéjov), del que el autor de Mississippi publicó una antología (Lumen, 2001) que llevaba estas palabras como pórtico. Por lo general, Ford se muestra más lúcido cuando desciende a lo concreto que cuando divaga en torno a temas literarios, aunque en este segundo caso tampoco se pierde en generalizaciones y gusta de apoyarse en recuerdos personales, anécdotas o impresiones ajenas.

Con todo, es en los textos autobiográficos -en la línea del citado Mi madre, que no deja de ser un relato largo- donde encontramos los mejores momentos del libro, sean evocaciones de vivencias remotas como las narradas en El hotel, Un padre y una bicicleta o En recuerdo del golf, o retratos de amigos como el dedicado a Carver (El buen Raymond), que precisamente por ser "acrítico" destaca sobre los otros ensayos dedicados a escritores y se presenta como un sincero y conmovedor recuento abordado desde la añoranza. "Quisiera que Ray estuviera aquí. Quisiera no estar escribiendo esto".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios