Copa confederaciones

Brasil manda a Italia a casa (0-3)

  • Los brasileños infligen a los actuales campeones del mundo su derrota más abultada en tres décadas.

Comentarios 1

En uno de sus mejores partidos en años, Brasil se clasificó como primero del Grupo B a las semifinales de la Copa Confederaciones con una humillante goleada por 3-0 sobre el actual campeón mundial, Italia, y ahora se medirá con el anfitrión Sudáfrica por el pase a la final.

La masacre brasileña se completó en 45 minutos, con un doblete del delantero Luis Fabiano, del Sevilla, en el 37' y 43' -quien con ello se igualó al español Fernando Torres como máximo artillero de la Copa Confederaciones- y un autogol de Dossena en el descuento del primer tiempo. El Brasil que se presentó en el primer tiempo en el Loftus Versfeld Stadium hizo recordar a la selección comandada por Pelé que derrotó a esa misma Italia por 4-1 en la final del Mundial de México 1970, hace 39 años.

En el duelo entre multicampeones, los brasileños fueron claramente superiores desde el inicio. Tras la derrota por 1-0 ante Egipto, la Azzurra necesitaba ganar por dos goles de diferencia para clasificarse a semifinales sin depender del resultado del partido entre Estados Unidos y Egipto que se jugaba en el mismo momento en Rustenburgo. Italia se jugaba la vida, pero en la cancha los brasileños parecían los más ansiosos por la victoria.

El equipo comandado por Carlos Dunga sometió a una artillería implacable el arco defendido por Gianluigi Buffon, y desperdició oportunidades en serie de inaugurar el marcador desde el minuto seis, cuando Luis Fabiano superó a dos marcadores y entregó a Ramires, que remató con un disparo se estrelló contra el travesaño. A los 15', Buffon intervino por dos veces, primero para atajar un disparo de Robinho y luego para interceptar un lanzamiento en profundidad para Luis Fabiano.

Los errores de pase, especialmente en la defensa brasileña, eran la mejor arma de Italia, que buscaba sacar provecho a las oportunidades de contraataque. A los 28', Camoranesi logró la mejor oportunidad con un derechazo que pasó a milímetros del arco de Julio César. Brasil respondió con una implacable artillería: entre los minutos 31 y 32, un ataque masivo sembró pánico en la defensa italiana, que debió enfrentar dos cañonazos del zaguero Lucio, uno de los cuales se estrelló contra el palo del arco italiano y el otro fue defendido por Buffon.

Después de 13 oportunidades perdidas, el gol brasileño salió finalmente en el minuto 37: Maicon habilitó a Luis Fabiano que, con un zurdazo, inauguró el marcador y anotó el gol que prometió durante toda la semana como regalo a su hija Giovana, cuyo cumpleaños fue el miércoles pasado. El regalo fue doble: en el minuto 43, Brasil lanzó un ataque veloz a través de una combinación entre Kaká y Robinho, quien dejó la pelota en los pies de Luis Fabiano, que sólo tuvo que meter el balón a gol.

A estas alturas, Italia ya no reaccionaba, perpleja ante la paliza que le propinaban los brasileños. Y eso se confirmó en el descuento del primer tiempo, cuando Robinho avanzó por el costado izquierdo y remató con un disparo cruzado que Dossena metió a gol al intentar desviar: Brasil 3-0 sobre los actuales campeones mundiales.

Tras la pausa, el técnico Marcello Lippi, quien ya había cambiado a Iaquinta por Rossi tras sufrir el primer gol, ingresó a Pepe en lugar de Montolivo y a Gilardino por Luca Toni. Italia se volvió más agresiva, y mediado el segundo tiempo había acumulado más oportunidades de gol que en toda la etapa inicial. Entre los minutos 66 y 67, el portero brasileño Julio César debió intervenir por dos veces, para defender disparos de Pirlo y de Gilardino.

Pero la Azzurra siguió desperdiciando las oportunidades que creaba, y a cuatro minutos del final Kaká casi anotó el cuarto gol con un disparo de pié izquierdo que pasó a milímetros del arco. El marcador no volvió a moverse, pero, en el 39º aniversario de la conquista de la Copa Jules Rimet, el 3-0 aseguraba a Brasil no sólo la clasificación a la semifinal, sino también el honor de haberle impuesto a los campeones mundiales su derrota más amplia en 33 años.

Ficha técnica:

ITALIA: Gianluigi Buffon - Gianluca Zambrotta, Fabio Cannavaro, Giorggio Chiellini, Andrea Dossena - Daniele De Rossi, Riccardo Montolivo (46' Pepe), Andrea Pirlo - Mauro Camoranesi, Vicenzo Iaquinta (39' Rossi) - Luca Toni 58' (Gilardino).

BRASIL: Julio César - Maicon, Lucio, Juan (24' Luisao), André Santos - Gilberto Silva (84' Kléberson), Ramires (86' Josué), Felipe Melo, Kaká - Robinho y Luis Fabiano.

TARJETAS AMARILLAS: Chiellini 48', Dossena 81'.

GOLES: Luis Fabiano (37', 43') Dossena (autogol en los descuentos del primer tiempo).

ÁRBITRO: Benito Archundia (México).

ESTADIO: Loftus Versfeld de Pretoria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios