Duelo fratricida en Sevilla

  • Vital El CB Granada y el Cajasol se enfrentan en un partido en el que gane dará un paso casi decisivo para evitar el descenso

Comentarios 1

Apenas queda ya resquicio para el error. Con su pésima segunda vuelta de campeonato, el Club Baloncesto Granada se ha 'ganado' el derecho a tener que jugársela en el tramo final de la Liga. La primera gran final del equipo que dirige Sergio Valdeolmillos la afronta este mediodía ante el Cajasol, otro equipo con las mismas urgencias que los granadinos y rival directísimo en la lucha por eludir el descenso. Ambos conjuntos llegan a este choque empatados a once triunfos, así que el que salga vencedor dará un paso importante, que no definitivo, hacia la permanencia, mientras que el que salga con la cabeza gacha se complicará en demasía sus opciones de salvación.

El CB Granada probará en este enfrentamiento a su última incorporación: Olumide Oyedeji. El fichaje de este pívot nigeriano supone la tercera intentona, ésta ya a la desesperada, por tapar el tremendo agujero que en el juego interior produjo la lesión de Curtis Borchardt. Ni Edwards ni Bradley han servido para paliar con un mínimo de garantías esta deficiencia, lo que ha motivado que esta nueva apuesta. El jugador, que llegó el viernes a Sevilla, entrenó ayer junto a sus nuevos compañeros y las primeras impresiones que ofrecen desde la entidad es que Oyedeji se encuentra en buenas condiciones físicas, por lo que se confía en que pueda ayudar al equipo.

El que no podrá debutar ante el Cajasol es Federico Van Lacke. La Federación Española de Baloncesto no ha tramitado la baja del jugador en el Ciudad de Huelva y la ACB se ha negado a darle el alta a pesar de que el CB Granada presentó toda la documentación requerida. La burocracia, por tanto, ha jugado una mala pasada al conjunto granadino, que ha resultado perjudicado claramente en los despachos. La baja del argentino con pasaporte italiano la cubrirá el canterano Orlando Camin.

Respecto a otra de las preocupaciones de la semana, la generada en torno al estado físico de Page, todo apunta a que el estadounidense va a jugar, aunque lo hará algo mermado por la lumbalgia que sufre y tras apenas haber entrenado durante la semana.

Pero lo realmente importante es lo que ocurra hoy sobre el parqué. El CB Granada necesitará de la participación de todos sus efectivos para derrotar a los anfitriones que, sabedores de todo lo que se juegan, durante esta semana han creado un ambiente en toda Sevilla encaminado a provocar el apoyo de su afición. Entre todos los componentes de la plantilla granadina, han que ser los pesos pesados del vestuario, como son Gianella, Pecile y Scepanovic, los que tendrán que tirar del carro y, sobre todo, mantener la cabeza fría durante los 40 minutos del encuentro.

Una vez más, la gran incógnita está en lo que pueda dar el equipo en las 'pinturas', más aún cuando estará un jugador nuevo en esta batalla. Ya se sabe que el juego del CB Granada produce más réditos cuando controla el rebote, sobre todo tras los rechaces sobre el propio aro. Si aparece en escena una significativa seguridad en este apartado, seguro que el resto de los jugadores podrán trabajar con más efectividad en defensa, otro aspecto en el que ha habido muchos problemas en los últimos encuentros. Y si atrás se hacen las cosas bien, el ataque será más fluido.

Y no hay que olvidar el basket average. Lo recuerda Valdeolmillos cuando señala que "en Granada ganamos por cinco puntos, por lo que conseguir una victoria en Sevilla supondría un gran paso hacia la salvación".

El rival, sin duda, no lo pondrá fácil. El Cajasol cuenta con jugadores con mucha experiencia, por lo que saltar a la cancha con presión puede ser más un aliciente que una losa. Clave será parar al 'inmortal' Bennet, cuyo fichaje ha sido vital para que los sevillanos no estén desahuciados a estas alturas. El base es de los que aportan y hacen mejores a sus compañeros, por lo que si se puede evitar que entre en estado de gracia, mejor. Además, habrá que tener mucho cuidado con Kakiouzis e Ignerski, dos jugadores en los que Manel Comas, entrenador del Cajasol, ha encontrado el referente ofensivo que le ha faltado al cuadro sevillano durante casi todo el año.

Técnicas y tácticas aparte, la realidad es que la mentalización será un pilar fundamental, tanto en uno como en otro equipo. El que entre con más soltura a la cancha tendrá mucho ganado. Y el que salga vencedor al final, mucho más.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios