Deportes

"Jugar el Mundial es un sueño, no pienso en otras cosas"

  • El mediocampista dice obviar las negociaciones que mantiene el Barcelona con el Arsenal para ficharlo y asegura estar centrado en hacerse un hueco en la selección

Cesc Fábregas ha decidido mantenerse al margen de las negociaciones que mantiene el Barcelona, club en el que se crió, y el Arsenal, donde se hizo futbolista de élite y clara referencia del fútbol inglés. Está tan cerca de cumplir su sueño de disputar un Mundial, que asegura que no tiene tiempo "para pensar en nada" que no sea la gran cita de Suráfrica.

-Dos meses después de fracturarse el peroné regresó a los terrenos de juego. ¿Cuáles ha diso sus primeras sensaciones?

-Bien, aunque reconozco que acabé con las piernas bastante cansadas al final. Es lógico. Desde que arrancamos la preparación en Las Rozas y en la semana que hemos entrenado en Austria hemos acumulado mucho trabajo y eso se nota durantelos partidos. Me siento contento por un lado, por volver a jugar, y cansado por el otro.

-Se lesionó ante el Barcelona, en los cuartos de final de la Liga de Campeones, un momento clave de la temporada...

-La verdad es que sí. Nunca las lesiones llegan en buen momento pero fue especialmente doloroso. Nueve semanas sin jugar al fútbol se hacen muy largas y lo que quieres es volver a jugar con tus compañeros.

-¿Por qué España no encuentra de momento su juego?

-Ante Corea era muy difícil hacerlo porque el campo estaba muy seco y los coreanos corrieron mucho para impedir que desplegásemos nuestro fútbol. Al final acabaron muy cansados y nos cedieron más espacios para que creásemos ocasiones de gol, pero en la primera parte nos hicieron sudar. El partido habría cambiado antes si hubiese entrado el disparo que intenté colocar y se estrelló en el palo.

-¿Hay en este momento en el grupo otros objetivos por encima de la brillantez del juego?

-Pensamos que es normal que sean partidos espesos. Nos encontramos a selecciones que están muy motivadas por enfrentarse a nosotros. También nos estamos acostumbrando al balón y al campo, porque ya sabemos por la experiencia del año pasado, que nos vamos a encontrar terrenos de juego con el césped bastante seco. Y además hay que sumarlo a la carga de entrenamiento que estamos teniendo.

-¿Le viene bien a España enfrentarse antes del Mundial a selecciones de un perfil bajo o debería hacerlo ante las grandes?

-Hace poco nos hemos enfrentado a grandes selecciones como Francia o Argentina y las hemos ganado. En este momento nos viene bien jugar ante equipos que la tocan bien pero que saben defender encerrados en su campo. En el Mundial nos vamos a encontrar selecciones así, que luchan cada balón hasta el último minuto.

-¿Cómo está viviendo el debate de la portería?

-Con mucha naturalidad. Tienen los tres tanta calidad que es normal que se hable, pero nosotros sabemos que siendo sinceros juegue quien juegue, Íker, Pepe o Víctor, estamos en manos de tres porterazos que serían titulares en cualquier selección del mundo.

-Según se vaya silenciando el debate de la portería, es seguro que van a aparecer otros, como el de la delantera...

-Yo, por mi forma de entender el fútbol, siempre quiero mucho más. Hay que entender siempre las decisiones del seleccionador. Nunca voy a quejarme. Lo que quiero es trabajar para demostrar que si quiere confiar en mi estoy listo.

-¿Es capaz de mantenerse al margen de las negociaciones, de la oferta del Barcelona y la respuesta negativa del Arsenal?

-En este momento tengo muy clara una cosa. Jugar el Mundial es un sueño que he tenido siempre, es algo tan grande y tan importante que no tengo que estar pensando en otras cosas. No hay tiempo material para no pensar en nada que no sea el Mundial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios