LeBron agua la fiesta en Boston

  • El alero, con 45 puntos, destroza a los Celtics y el finalista del Este se decidirá en Miami

LeBron James, con tres premios de MVP de la liga, demostró que puede ser un líder en el sexto partido de la final del Este, que ganaron los Heat por paliza (79-98) a los Celtics. James, que aportó un fabuloso doble-doble con 45 puntos y 15 rebotes, permitió a los Heat seguir con vida y lograr la tercera mayor diferencia de un sexto duelo en los últimos 15 años.

"Dijimos que teníamos que llegar a Boston a conseguir el triunfo que no logramos en el quinto partido y eso fue lo que logramos", declaró James. "Mi labor fue igual de importante que la que hizo el equipo, que jugó una gran defensa y siempre me apoyó".

James se convierte en el primer jugador que sumó al menos 25 puntos contra los Celtics en ocho partidos consecutivos de la fase final desde que el legendario Abdul-Jabbar lo consiguiera desde el 28 de abril de 1974 hasta el 27 de mayor de 1984.

"No me preocupan las estadísticas, ni mi legado, cuando salí al campo lo único que tenía en mente fue conseguir la victoria que necesitábamos para seguir en la competición y tener la oportunidad de estar de nuevo en la final de la NBA", subrayó James. "Lo que se diga de mí queda siempre en un segundo lugar y no me afecta", dijo el alero, que anotó 30 puntos en la primera parte y sólo lo supera en un partido de la fase final el ex base Eric Sleepy Floyd, de los Warriors, que logró 39 el 10 de mayo de 1987.

Nadie de los Celtics pudo contener la inspiración encestadora de James, que recibió el apoyo de Wade y de Chalmers. Rondo lideró el ataque de Boston al conseguir un doble-doble con 21 puntos, pero sólo dos en la segunda parte, y 10 asistencias. Esta noche se juega el decisivo séptimo duelo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios