Cuatro años después...

  • La plantilla del Granada CF emite un comunicado para denunciar que la entidad le adeuda ya tres meses y expresa su malestar por comentarios "en los que se ha dudado de nuestra profesionalidad"

Después de varias semanas sin alzar la voz, la plantilla del Granada CF dio ayer la cara para expresar una postura común y explicar su parecer sobre los impagos. Fue algo similar a lo que ocurrió hace cuatro temporadas en la etapa en la que el club era presidido por Pedro Ruiz. En aquella ocasión denunciaron también la situación económica por la que pasaban y el incumplimiento de las promesas por parte de los dirigentes.

Los futbolistas emitieron un comunicado en el que denuncian que se les adeuda tres meses y que han decidido hacerlo ahora "ante el reiterado incumplimiento de las promesas". Además, mostraron su malestar por haberse puesto en duda su profesionalidad y dejaron claro que lo darán todo para mejorar la situación deportiva actual.

El comunicado fue leído por Javi García, quien estuvo acompañado por Lucena y Suárez, los otros dos capitanes de la plantilla. El resto de los jugadores y los miembros del cuerpo técnico estuvieron presentes durante la lectura del escrito para respaldar su consentimiento.

Lo que no admitieron los futbolistas fue que se les preguntara nada relativo a esta cuestión. Así lo dejaron claro a los periodistas que acudieron antes de que comenzara su comparecencia. Pese a los intentos para profundizar algo más, se indicó por parte del portavoz de la plantilla que así se había acordado en el vestuario. Javi García explicó que era mejor no responder a las preguntas, porque su postura personal no tenía por qué coincidir con la del resto.

Los jugadores exponen en su comunicado que han decidido hacerlo ahora porque hasta el momento habían "confíado en la palabra de los portavoces del club". Manifiestan que son tres mensualidades las que se les debe "en esta crítica situación" y que se han visto obligados a hacerlo público "por la necesidad económica que estamos padeciendo al no poder hacer frente a nuestros pagos del día a día".

En segundo punto del comunicado, la plantilla manifiesta su disconformidad "por los comentarios desde diferentes puntos dudando de nuestra profesionalidad y cuestionando el por qué de los últimos resultados". El escrito se cierra con un mensaje dirigido a la afición, en el que señalan que "el equipo va a luchar con todas sus fuerzas hasta el final para mejorar la situación deportiva".

Por su parte, el club espera hacer frente a los pagos en poco tiempo para atajar la crisis económica. En este sentido, el vicepresidente del Granada CF, Raimundo Pérez, manifestó que el dinero para saldar la deuda con la plantilla va a salir "del bolsillo de la familia Sanz, a la espera de recibir dinero proveniente de otras gestiones que se están realizando". No cree que la situación que se ha provocado vaya a repercutir en el ánimo del presidente del club. En este sentido, aseguró que "Paco está ilusionado con el proyecto y lo que pretende es darle una solución rápida".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios