"El deporte de competición y el de base no son incompatibles"

  • Paulino Padial, decano de la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, considera que la Universidad de Granada debe conjugar ambas modalidades y exponer cuál es su programa deportivo

Comentarios 6

"No tiene que estar divorciado el deporte de base con el deporte de competición". Así de rotundo se manifiesta Paulino Padial, decano de la Facultad de Ciencias de Actividad Física y el Deporte de la Universidad de Granada, quien difiere en parte con los nuevos planteamientos expuestos por el nuevo equipo de gobierno con respecto al CD Universidad en particular y la visión del deporte en general.

Este diario se puso ayer en contacto con Padial para conocer la experta visión del decano tras los planes de futuro expuestos por el rector. Así, se refirió al 'profesionalismo' en el club. "Creo que los deportistas que hay ahora en los equipos universitarios no son profesionales, porque la compensación económica que perciben gracias a la beca no es suficiente para llamarlos profesionales. El que más cobra percibe 30.000 euros, siendo un pilar de la selección española, que si estuviera en otro club cobraría muchísimo más. No se les puede llamar profesionales del deporte".

Padial considera que "lo primero que habría que crear en la Universidad es un plan del desarrollo del deporte a todos los niveles. Queremos deporte para todos, no deporte de base, porque deporte de base es el que hacen los niños para luego llegar al alto rendimiento. Pero del deporte para todos yo no he escuchado a este equipo de gobierno que hayan expuesto un plan de actividad física enfocada a la calidad de vida y a la salud, por campus, centralizado en Fuentenueva o acciones similares. Es lo que deberían hacer si quieren desarrollar el deporte. Crear un programa de deportes en el que todos los universitarios puedan participar".

El decano de la Facultad deja patente con respecto al CDU que "en la Universidad casi el cien por cien de las personas estamos de acuerdo en que el deporte no debe ser profesional. Somos universitarios. Pero el deporte universitario no tiene por qué renunciar a la competición, porque es inherente al propio deporte. Tenemos una etapa de formación en la que los deportistas están con nosotros desde los 18 hasta los 23 o 24 años; es una etapa de formación que en el futuro les puede servir para llegar a equipos de élite. Poseemos una trayectoria en deporte y en formar deportistas, y por ello habría que sentarse con las instituciones públicas, con los ayuntamientos de Granada y de toda la provincia, con la Diputación, las federaciones deportivas e, incluso, con otros clubes. Estas instituciones pueden aportar dinero para financiar el deporte de competición y los clubes en el futuro se pueden servir de los deportistas que nosotros creamos y recoger los que vienen de abajo. Sería un plan global, pero necesitaríamos sentar a todos los implicados en el tema deportivo, desarrollar y aunar esfuerzos para que la utilización del dinero público merezca la pena y optimicemos en la consecución de deportistas, empezando desde abajo. Los ejemplos los tenemos en bastantes sitios de Europa como Francia, Alemania o Inglaterra o en Estados Unidos, donde el deporte universitario es el paso previo al deporte profesional".

Dentro de las pinceladas al vuelo, sin tiempo para un análisis profundo, ofrecidas por Paulino Padial a este diario sobre su filosofía de lo que debería ser el deporte en la Universidad, el decano destaca también que "las federaciones tienen que estar implicadas en los centros de tecnificación", al igual que considera fundamental la implicación de la Facultad del Deporte. "Los alumnos de nuestra Facultad pueden contribuir también al desarrollo del deporte de base, de tecnificación y de competición de los universitarios. Ahora mismo, por ejemplo, en el equipo de voleibol masculino hay varios jugadores de la Facultad que están colaborando dentro de su práctico de rendimiento deportivo".

"Es igual de importante -agrega Padial- que el plan vaya acompañado de un desarrollo de infraestructuras. Y, además, de personas capacitadas que se puedan ocupar de los estamentos que desarrollen la gestión; gente que vaya a ser profesional y que le sirva dentro de su formación. Igual que nuestros alumnos de último curso van a dar clase a un colegio de enseñanza o a hacer prácticas en el Patronato Municipal de Deportes, los que se quieran dedicar en el futuro al rendimiento, pueden hacer también sus prácticas en los equipos deportivos; y no sólo desde el punto de vista técnico, sino también de gestión deportiva en todos los aspectios: dirección de equipos, preparación física, dirección de eventos u organización del deporte, igual que hacen en el Patronato".

Padial opina que los equipos del CDU pueden nutrirse de jugadores de buen nivel. Y pone un ejemplo. "En el voleibol está Juan García, que es mexicano, y está haciendo en Granada su programa de doctorado con el departamento de enfermería y educación física. Pronto leerá su tesis y juega con el equipo de Superliga. Y es que se deben utilizar los recursos que tiene la Universidad para que los que quieran terminar aquí su formación aporten su grano de arena al club".

De hecho, la Facultad del Deporte de Granada es una de las que más prestigio poseen y por ello "muchos deportistas quieren venir a estudiar aquí, sobre todo en los últimos años de sus estudios para hacer las especializaciones deportivas. De hecho, tenemos unos 60 alumnos de Sócrates -programa que promueve la movilidad de alumnos en diversos países europeos- que vienen aquí porque tenemos especialidades concretas que no hay en otros sitios o, al menos, no con nuestra calidad. Si quieren venir podemos propiciar que jueguen en el club".

Todo ello, añade Padial, sin descuidar la formación académica. "Ya se hizo un plan hace tiempo en la Universidad con tutores académicos para los deportistas, quienes deben tener también un rendimiento académico".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios