Cuando lo importante es ir sumando puntos

El Barcelona ha encadenado cinco victorias consecutivas en un inicio inmaculado en la Liga, aunque su fútbol no tiene la frescura de otros ejercicios, después de un verano de Eurocopa y de continuos viajes transoceánicos de sus principales jugadores.

Leo Messi no tuvo inconveniente en admitir tras el partido ante el Granada que lo importante en el arranque de los campeonatos es ganar sin estar al cien por cien. El argentino sabe que toda ventaja acumulada al inicio es un tesoro.

El argentino se refiere al síndrome de las piernas pesadas. Cuando la carga de ejercicio físico en la pretemporada impide rendir al máximo. "En los primeros partidos se siente el trabajo físico realizado durante un mes y medio, en el que apenas tocamos el balón. Además un grupo de jugadores se incorporaron más tarde por la Eurocopa y además hubieron partidos de selecciones e hicimos viajes largos", reflexiona 'La Pulga'.

El argentino incluso desveló que tras uno de los viajes transoceánicos para jugar con la albiceleste, el jetlag fue tan profundo que estuvo nueve días sin poder descansar. Por eso no jugó de inicio ante el Getafe.

Esta es una de las consideraciones a tener en cuenta para analizar por qué el Barca está siendo más resultadista, pero hay más. Los problemas de lesiones en defensa han supuesto otro problema añadido para Vilanova. Se ha lesionado repetidamente Puyol y la última baja ha sido la de Piqué, un pilar fundamental en la defensa, pero también en el inicio de la fase de construcción de juego. Jordi Alba se ha perdido los últimos tres partidos a causa de un fuerte síndrome gripal y después está la baja de Iniesta. Cesc y Thiago no han paliado por ahora la ausencia del genio manchego.

Cierto es que el Barcelona de Vilanova no está jugando bien, pero también que lo importante, cuando eso ocurre, es ir sumando y distanciando a los rivales. Como dijo en la víspera del partido ante el Granada, para Tito la autocrítica siempre es en clave interna. Por el momento los números le dan la razón. El gran juego, con la calidad de sus jugadores, seguro que acabará llegando.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios