El oval empieza a circular

  • Gales, actual campeón del Torneo de las Seis Naciones, partecomo favorito, pero repetir el 'Grand Slam' es dificilísimo

País de Gales parte como favorita en su defensa del título de campeón del Torneo de las Seis Naciones de rugby y del Grand Slam de este evento, que comienza este fin de semana. Los partidos entre Inglaterra e Italia, en Londres, e Irlanda y Francia, en Dublín, abrirán hoy el trofeo deportivo más antiguo del mundo. Gales se enfrentará mañana a Escocia para cerrar la primera jornada.

Los galeses son favoritos por varios motivos: su propia calidad, mantienen el bloque que ganó el año pasado; sus últimos resultados -ganaron a Australia en noviembre- y la incertidumbre que rodea a las selecciones de Francia, Inglaterra e Irlanda, las que podrían evitar su triunfo. En cualquier caso, será una competición muy abierta.

El calendario y el factor campo, al ser un torneo en el que sólo se juega un partido contra cada rival, suelen ser determinantes.

Los campeones reciben a Inglaterra e Irlanda y viajarán a Edimburgo, para jugar contra Escocia; París, donde se podría decidir el torneo en la tercera jornada, y Roma. El Grand Slam, ganar a todos, parece muy complicado, pero repetir el campeonato está al alcance de la mano.

Francia tendrá en 2009 una buena oportunidad de volver a ser la selección que se impuso en 2007, pero que, tras fracasar en su Mundial en 2008, no ha levantado cabeza. Su seleccionador nacional, Marc Lievremont, presenta un equipo joven, con mucha calidad individual, pero muy irregular.

Irlanda toma la base del Munster, campeón de Europa de clubes, para formar una selección experimentada. Recibirá en Dublín a Francia e Inglaterra en la última temporada en la que jugarán en Croke Park, ya que en 2010 volverán a Lansdowne Road, su estadio de toda la vida, pero cerrarán el torneo en Cardiff ante Gales.

Martin Johnson, mítico capitán de la selección inglesa que ganó el Mundial de 2003 en Australia, se enfrenta a su primer Seis Naciones al frente de su país. La ausencia y sustitución del lesionado Jonnie Wilkinson es una buena parte de la tarea de Johnson.

Inglaterra recibirá a su histórica rival, Francia, en la cuarta jornada, pero en la segunda y la tercera viajará a Cardiff y Dublín, respectivamente, para disputar dos choques muy difíciles a tenor de los últimos resultados del XV de la Rosa en otoño; mientras, en la primera se enfrentará a Italia y en la última disputará la Copa Calcuta a Escocia.

Escocia e Italia parecen estar un paso por detrás de las otras cuatro y lucharán por evitar, como ya viene siendo tradicional en los últimos años, la 'cuchara de madera' que premia al último clasificado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios