Los podios, rendidos a sus pies

Tímida y reservada, Andrea Paiz se transforma cuando se calza unas zapatillas de deporte. Su sueño es ser la mejor, un objetivo que vive día a día y que impulsa a esta joven atleta a superar las no pocas dificultades con las que se enfrenta cotidianamente, como entrenar en el parque García Lorca desde hace cinco años. Entrenamientos y competiciones forman parte de una dura rutina en la que también tienen un hueco importante sus estudios -esta temporada cursa cuarto de ESO en el IES Clara Campoamor de Peligros-, su familia y amigos.

Su carrera comenzó hace ya seis años, y tiene visos de prolongarse por muchas temporadas. Sus resultados han llevado a Andrea a formar parte de la selección nacional de su categoría, con la que ha participado en algunas concentraciones, y guarda como oro en paño sus opciones de disputar la prueba de 400 metros en los próximos Campeonatos de Europa y en el Mundial juvenil.

Además de buenas marcas y medallas, Andrea cuenta con una motivación muy especial a la hora de practicar atletismo. "Lo que más me gusta es la amistad que tenemos. Me divierto", arguye la peligreña, que no esconde que su sueño deportivo es "llegar a unas Olimpiadas".

Más cercana a la realidad de los adolescentes, su madre, Mari, incide en la necesidad de practicar deporte "como alternativa a los problemas de la calle. Aquí se vive una amistad sana".

Mari destaca además la valentía de su hija a la hora de afrontar nuevos retos. "Sin haber competido nunca en la prueba de 300 metros se quedó campeona de Andalucía, y de ahí pasó al Nacional, donde también quedó campeona", destaca, al tiempo que señala cómo ha cambiado la vida familiar desde que Andrea decidió dedicarse en serio al atletismo. "Nos tenemos que amoldar. Vamos con ella a todas las competiciones", un apoyo fundamental ya que la atleta destaca por su espíritu ganador y "cuando las cosas no salen lo pasa mal".

El entorno en el que se desenvuelve Andrea es, en este sentido, un pilar fundamental en el que la peligreña se apoya para progresar. De hecho, la deportista tiene muy claro que no dejaría Granada por muy buenas ofertas que pueda recibir de otros clubes por el "buen ambiente", tal y como ella misma destaca, del que disfruta en estos momentos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios