Epa

Andalucía supera a Canarias y es ya la región con mayor tasa de paro

  • Se acerca a la barrera psicológica del 30% (29,68%) al registrar 60.200 parados más · Cuatro provincias se instalan en el 32% de desempleo

Comentarios 173

La Encuesta de Población Activa (EPA) relativa al primer trimestre del año no puede ser más desoladora. Es cierto que no se alcanza la barrera psicológica de los cinco millones de parados, pero casi. 4.910.200 desempleados en España, récord histórico en términos absolutos, y 21,29% de tasa de paro, un porcentaje al que no se llegaba desde 1997. Andalucía está a la cabeza en esta triste marca: ya supera ampliamente el millón (1.187.600) y ya ha arrebatado a Canarias el dudoso honor de ser la comunidad autónoma con más tasa de paro. Está prácticamente en la frontera del 30%, con un 29,68% de paro. Y cuatro provincias, además, ya superan esa fatídica barrera, y no por poco [ver gráfico]: Almería, Cádiz, Málaga y Huelva. Sólo Las Palmas, en el resto de España, tiene más del 30% y en cualquier caso, su 31,01% no supera en desempleo a las andaluzas. 

El consejero andaluz de Empleo, Manuel Recio, atribuyó los malos datos en buena parte al crecimiento de la población activa que, al contrario que en España, ha subido en la región, con 24.500 personas más en disposición de trabajar. También es cierto que los empleos destruidos, 35.300, han sido menos en términos relativos que en el conjunto de España. Pero, sea como sea, la realidad es que en el país el paro sube este trimestre un 4,55% (213.500 más) y en el Sur lo hace a más ritmo: 5,34% (60.200 más). Y que la brecha con el resto de regiones, lejos de disminuir, se ha agrandado tres décimas en términos de tasa de paro en un año. 

Andalucía es, además, una de las autonomías que sufre un fenómeno cada vez más acusado: el incesante aumento de los parados de larga duración. Aumenta el número de los que llevan más de un año buscando empleo. No encontrar un trabajo antes de ese plazo es, a tenor de los datos de la EPA, una condena a la marginalidad laboral. 52.800 personas se han incorporado en Andalucía a esa fatídica lista y de ellos 40.000 lleva dos años o más sin empleo, nada menos que un 15,77% más que en el año anterior. Son, en total, 666.500 personas en esa situación, prácticamente la mitad de los todos desempleados andaluces. En España son 2.286.000 las personas en esta situación. 

A nivel nacional, lo más llamativo de la encuesta es la destrucción de empleo entre los indefinidos. En tres meses, hasta 139.100 personas que tenían trabajo fijo perdió su empleo. Es el 88% de todo el trabajo fijo destruido en un año. La destrucción del empleo indefinido, además, se concentra en la actividad privada, ya que las administraciones siguen absorbiendo plazas fijas, aunque ya a menor ritmo. En Andalucía, según la EPA, hay 9.400 indefinidos menos, lo cual refleja que, en términos relativos, la región se ha librado en cierta medida de la sangría en este tipo de empleos. 

También se ha visto afectado el trabajo temporal, con 54.300 personas empleadas menos. Aquí hay una diferencia entre Andalucía y el resto de España: mientras en la región la temporalidad en el sector privado se mantiene prácticamente inalterada, en el público hay 15.200 personas que no han renovado su contrato. 

Por sectores, sólo en la construcción baja el paro, pero eso es porque se ha reducido de forma muy significativa el número de activos, y no tanto por una recuperación del sector. De hecho, sólo 220.000 personas trabajan ahora en esta actividad, cuando en 2007 llegaron a ser un millón. Gran parte de los trabajadores de la construcción han pasado a ser empleado, o engrosar el paro, de otros sectores. De los nuevos desempleados en la región, 4.700 proceden de la industria, 18.000 de servicios y 18.300 de la agricultura. Este sector ha vivido un primer trimestre del año mucho peor que el de 2010, hasta el punto de que el incremento del paro respecto a este periodo ha sido del 40%. En tasa intertrimestral la subida ha sido del 15,81%. Pero el colectivo donde ha crecido más el paro no es el agrícola. Es el que perdió su empleo hace más de un año: 24.100 personas más.


Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios