Bruselas advierte a España que su silencio sobre el rescate es un riesgo

  • Almunia presiona al Gobierno para que no demore su decisión y la prima se dispara a 430 tras una semana de calma

Europa presiona al Gobierno de Mariano Rajoy para que no se demore con la petición de rescate. El vicepresidente de la Comisión Europea (CE), Joaquín Almunia, advirtió ayer a España que mantener incertidumbres sobre si va a solicitar una ayuda financiera para la compra de deuda es un "riesgo" dada la volatilidad de los mercados. También se refirió, por otro lado, a que los datos de ejecución presupuestaria publicados en España "indican un riesgo de desviación este año".

"Toda alternativa tiene pros y contras, y hay que medirlos muy bien, pero mantener la incertidumbre supone el riesgo de que, por cualquier otro factor, el mercado de deuda incremente de nuevo las tensiones", afirmó Almunia en referencia a las dudas sobre el rescate. Insistió en que el Gobierno tendrá que asumir las consecuencias de no haber aportado aún información sobre qué se va a hacer, sea en un sentido o en otro.

De hecho, ayer mismo los mercados no dieron tregua. La incógnita sobre qué es lo que pasará provocó una fuerte subida de la prima de riesgo, que en los últimos días había caído por debajo de los 400 puntos. Al cierre de la sesión de ayer, este indicador -que mide la diferencia entre la rentabilidad que ofrece el bono alemán y el español- aumentó hasta 430 puntos básicos, 22 más que el viernes. La rentabilidad del bono español -reflejo de lo que le cuesta a España financiarse en los mercados- llegó a superar en algunos momentos del día el 6%, si bien cerró en el 5,97%. Las bolsas, por su lado, vivieron también una jornada de corrección, que los analistas interpretaron como un ajuste técnico tras las importantes subidas de los últimos días.

Tanto la Bolsa como la prima de riesgo se han beneficiado en los últimos días del paquete de medidas anunciado por el Banco Central Europeo (BCE) para comprar deuda de países periféricos con problemas de financiación, como España. Otro factor positivo fue el plan de estímulo masivo que anunció el miércoles la Reserva Federal mediante un programa de compra de bonos.

El incremento del riesgo coincide con una nueva subasta del Tesoro hoy, de letras a 12 y 18 meses, y otra de obligaciones el jueves, dos pujas en las que España prevé conseguir hasta 9.000 millones de euros. Serán las primeras operaciones del Tesoro después de que el BCE concretara su programa de compra de deuda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios