Cajasol renueva su cúpula directiva con 'gente de la casa' para afrontar la crisis

  • El consejo de la entidad nombra director general al jerezano Juan Salido en sustitución de Rafael López-Tarruella · Pulido suprime dos altos cargos y anuncia una reducción en un 30% del organigrama

Comentarios 9

El consejo de administración de Cajasol aprobó ayer una importante remodelación de la cúpula directiva de la entidad que anticipa cambios más profundos en la estructura de la caja para afrontar la crisis. El órgano de gobierno dio luz verde a la propuesta del presidente de la entidad, Antonio Pulido, de nombrar director general al jerezano Juan Salido Freyre, hasta ahora director general adjunto financiero, quien relevará a Rafael López-Tarruella. Además, Antonio Pulido informó al consejo de la reorganización de su equipo directivo, que consistirá en la supresión de dos de los doce altos cargos existentes hasta ahora y en la incorporación de cinco "caras nuevas" con el denominador común de ser "gente de la casa" procedentes de puestos intermedios de la entidad.

De acuerdo con la información facilitada, Pulido ha suprimido la Vicepresidencia Ejecutiva que ocupaba hasta el pasado mes de abril el último presidente de Caja San Fernando, Luis Navarrete. También desaparece la Dirección Institucional y de Obra Social, que se integra en la Subdirección General de Relaciones Institucionales, ocupada a partir de ahora por Rosa Santos, quien reportará directamente a Pulido. De la Presidencia Ejecutiva también dependerán el nuevo director general, Juan Salido, y la Dirección General Adjunta, que será asumida por el hasta ahora secretario, Lázaro Cepas.

Las seis subdirecciones restantes trabajarán para el director general. En este nivel sólo repiten del anterior organigrama las responsables de Intervención, María del Patrocinio Álvarez, y de Tecnología e Inmovilizado, María Ángeles Pérez-Cerezal. José María Giménez asumirá la Subdirección de Riesgos; José Antonio Sánchez ocupará la Subdirección Comercial; Pablo Cantalicio el departamento de Participadas y Jesús Téllez la Subdirección de Recursos Humanos. Estos cambios son el preludio de una reforma más profunda. Pulido anunció en el consejo que va a reducir en un 30% el organigrama de la caja, unos cambios que acarrearán la "simplificación de todas las áreas y servicios de Cajasol".

El presidente de la entidad indicó en un comunicado que Juan Salido es "el profesional más capacitado para la dirección de la entidad en este momento, buen conocedor de los mercados y con experiencia demostrada en sus cuarenta años de oficio". "Conozco bien a Salido, estoy convencido de que sabrá llevar a cabo la difícil tarea de gestionar estos momentos de crisis, con especial hincapié en el control de la morosidad en el sector financiero y en la reordenación del negocio hacia un modelo de banca tradicional, de fomento del ahorro y del control del riesgo", aseguró.

Según la nota, Rafael López-Tarruella mostró "su disposición a abandonar su puesto ejecutivo tras la reciente renovación de cargos del pasado mes de abril, siendo consciente de la labor cumplida en este periodo transitorio". López-Tarruella fue "fichado" cuando ya se había prejubilado en la Rural del Sur, donde había pilotado la fusión entre las rurales de Huelva y Sevilla. Esta experiencia fue determinante para su trabajo en Cajasol, que buscaba un directivo ajeno a las dos cajas a las que debe su origen -El Monte y San Fernando- para superar las fricciones durante la integración de ambas cúpulas.

A pesar de que esta fase se considera en teoría rebasada, el nuevo equipo sigue reflejando la paridad entre ambas cajas, ya que cinco miembros proceden de la antigua San Fernando (Salido, Téllez, Giménez, Sánchez y Pérez-Cerezal) mientras que el origen de los otros cinco radica en El Monte (Pulido, Cepas, Santos, Álvarez y Cantalicio).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios