Facua denuncia que los clientes de las pequeñas eléctricas no se acogen a la TUR

  • La organización asegura que serán traspasados al mercado libre sin su consentimiento

La federación de consumidores Facua denunció ayer que los clientes de las pequeñas eléctricas -200.000 abonados en Andalucía de un total de cinco millones- no podrán acogerse a la Tarifa de Último Recurso (TUR), que establecerá el Gobierno a partir del 1 de julio. Según la organización, en vez de derivarles a una de las cinco comercializadoras de último recurso -Endesa, Eon, Hidrocantábrico, Unión Fenosa e Iberdrola-, las pequeñas eléctricas van a traspasarles directamente a una comercializadora de mercado libre sin su consentimiento. Facua considera que se trata de "una desigualdad en el trato" respecto a los clientes de las grandes compañías, que sí serán traspasados automáticamente a la TUR salvo que indiquen lo contrario. Según Facua, las empresas de mercado libre han aprovechado "resquicios" en la normativa para no aplicar "la tarifa fijada por el Gobierno, sino precios fijados libremente por las mismas".

Como ya adelantó este medio, las pequeñas compañías se han aliado con Hidrocantábrico para crear una comercializadora conjunta, que en teoría debe asumir sus clientes a partir de julio. La patronal de estas eléctricas, CIDE, declinó ayer valorar la denuncia. Sin embargo, fuentes del sector recalcaron que todos sus pasos han contado con la luz verde de Industria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios