Francia y Alemania constituyen un frente común para mantener una PAC "fuerte"

  • Suscriben un comunicado conjunto en el que rechazan la renacionalización de las ayudas

Francia y Alemania se unirán para defender una Política Agrícola Común (PAC) "fuerte" a partir de 2013 y rechazarán cualquier intento de renacionalización que suponga la cofinanciación de los pagos directos a las explotaciones agrarias, según se refleja en el comunicado conjunto aprobado ayer por los responsables galo y alemán de Agricultura, Bruno Le Maire e Ilse Aigner.

París y Berlín sostienen que, aunque los objetivos originales de la PAC fijados en el Tratado siguen siendo "válidos", la política futura debe adaptarse al nuevo contexto mundial, caracterizado por una creciente demanda de alimentos y de biomasa, nuevos competidores, la volatilidad de los precios, mayores riesgos sanitarios, el cambio climático, la biodiversidad y la gestión del agua y las áreas naturales. Para alcanzar estos objetivos, prosigue el documento, los agricultores necesitan una política europea que les permita estabilizar sus ingresos, mejorar su competitividad y capacidad de innovación y establecer relaciones justas con sus socios en toda la cadena comercial, así como tener garantías de que los países terceros ejercen la competencia en pie de igualdad.

Asimismo, reclaman un marco regulador adecuado para amortiguar los efectos "devastadores" de la volatilidad de creciente de los precios y las crisis del mercado, con medidas como pagos directos a los productores, instrumentos de mercado que actúen como una red de seguridad y organizaciones de productores. "Es necesario disponer de recursos a la altura de nuestras ambiciones. La agricultura necesita estabilidad y visibilidad", agrega el texto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios