Rechazo frontal de los consumidores a la subida de la luz

  • Las asociaciones consideran injustificada la medida y aseguran que en tres años la factura eléctrica ha subido un 30%.

Comentarios 47

Facua-Consumidores en Acción calcula que, con la aplicación el próximo 1 de octubre de una subida del 4,8% en la Tarifa de Último Recurso (TUR) de la luz, este suministro acumula ya un encarecimiento superior al 30% en los últimos tres años. Este año la tarifa ya subió en enero, un 2,6%, a lo que hay que añadir el incremento en el IVA, del 16% al 18%, aplicado en julio, que si bien no se recoge en la TUR, sí lo hace en el recibo final del consumidor.

Para la asociación de consumidores, el Ministerio de Industria "se pliega" a los intereses empresariales al anunciar la "desproporcionada e injustificada subida eléctrica" de octubre, y lo hace "a costa de lesionar los intereses económicos y los derechos de los usuarios". Además, afirma que en la actualidad "no hay un Ministerio preocupado por la protección de los consumidores", ya que esta materia se encuentra "casi totalmente diluida" en el Ministerio de Sanidad y Política Social, que "carece de peso en la mayoría de decisiones políticas que afectan a los intereses de los usuarios". Hasta la fecha, y sin contar la subida de octubre, el incremento del recibo había sido en los últimos tres años del 28,2%, lo que equivale a 10,75 euros por factura.

Facua acusa además a Industria de "opacidad informativa" al difundir un comunicado anunciando la subida de tarifa en octubre, ya que en el mismo indica que la subida media por hogar será de 1,75 euros, sin especificar "cuáles son las características de ese supuesto usuario medio, en potencia contratada y kilovatios hora consumidos, ni si la cantidad incluye o no los impuestos indirectos".

Actualmente, la TUR aplicable a todos los usuarios con hasta 10 kilovatios (kW) de potencia incluye un precio por kilovatio hora de 14,61 céntimos, una vez recogido un precio base de 11,7759 euros más el 24,03% que representan los impuestos sobre la electricidad y el valor añadido. Este precio del kilovatio hora es un 33,3% superior a los 10,96 céntimos, impuestos incluidos, que se pagaban en julio de 2007, y la subida acumulada superará previsiblemente el 40% en el futuro.

En cuanto al término de potencia, los usuarios pagan hoy 2,13 euros por kilovatio, frente a los 1,93 euros de julio de 2007. La subida en este caso ha sido del 10,6%, teniendo en cuenta tanto la variación de la tarifa como la del IVA. Así, un usuario con una potencia contratada de 4,4 kW y un consumo mensual de 270 kWh, considerado en la media española, ha pasado de pagar 38,07 euros mensuales por el término de potencia y el de energía en julio de 2007 a 48,82 euros al mes en la actualidad.

"Elevadísima y desproporcionada"

La Unión de Consumidores de España (UCE) y la Federación de Usuarios Consumidores Independientes (FUCI) han rechazado también la "elevadísima y desproporcionada" subida del recibo de la luz y han alertado de que el aumento del precio de este bien en 2010 rozará el 10 por ciento.

A través de un comunicado, ambas organizaciones han manifestado su preocupación por las familias afectadas por la crisis económica, y han recordado que a esta subida, que entrará en vigor el 1 de octubre, hay que sumar el incremento del 2,6 por ciento de enero y del 2 por ciento por el IVA, lo que supone un aumento total del 9,4 por ciento en el precio de la luz, respecto a 2009.

"Dentro de las partidas referentes al gasto de los hogares es la electricidad la que mayor incremento ha sufrido", ha criticado UCE para después añadir que "no tiene justificación en plena crisis económica que, de manera tan profunda, está afectando a las familias". Además, ha indicado que la subida es "del todo inaceptable" porque supera el Índice de Precios al Consumo (IPC), y que la aprobación de la misma significa "una nueva andanada contra las familias y un nuevo respaldo a las empresas energéticas". En este sentido, UCE ha denunciado el "abandono al que se ven sometidos los consumidores y usuarios cuando se trata de los temas energéticos".

La presidenta de FUCI, Agustina Laguna, también se ha mostrado "preocupada" porque esta nueva subida puede provocar que "miles de españoles tengan que empezar a pensar en alumbrarse con velas para bajar el coste del recibo de la luz".

Estas asociaciones se suman a las críticas de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), la Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU) y la Confederación Española de Organizaciones de Amas de Casa, Consumidores y Usuarios (Ceaccu), que ya han considerado "injustificable" la subida de la luz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios