La UE aprueba la norma que sube un 30% el peaje a los camiones españoles

  • España ha votado contra la medida porque considera que penaliza más a los países de la periferia y agrava la crisis de los transportistas.

Comentarios 11

El pleno de la Eurocámara ha aprobado este martes la norma que permite aumentar hasta un 30% los peajes para los camiones españoles que cruzan Europa. Esta subida se debe a que los Estados miembros podrán tener en cuenta al calcular las tarifas no sólo los costes de construcción y mantenimiento de las carreteras, como hasta ahora, sino también los costes del ruido y la contaminación.

La denominada directiva euroviñeta ya ha sido pactada entre el Parlamento y los Veintisiete. Tras el voto, los Estados miembros adoptarán formalmente la norma antes del verano. Después, los Gobiernos tendrán dos años para incorporarla a sus respectivas legislaciones nacionales, según ha informado la Comisión.

España votó en contra de la norma por considerar que penaliza a los países periféricos de la UE y supone una carga excesiva para el sector del transporte en el actual contexto de crisis. También Italia rechazó el acuerdo, mientras que Portugal, Irlanda y Países Bajos se abstuvieron. 

La directiva perjudica especialmente a los países periféricos, como España, Portugal, Grecia o Italia, ya que puede provocar un encarecimiento de los costes de importación y exportación de sus mercancías. Sus mayores defensores son los países de tránsito -especialmente Alemania, Austria y Francia- que buscan limitar los problemas de congestión y medioambientales aplicando estas nuevas tasas. 

La norma aprobada establece una serie de criterios armonizados para calcular los peajes pero no obliga a los Estados miembros. Cada país es libre de decidir si introduce o no este tipo de tasas y en qué carreteras. La directiva sólo se aplicará a los camiones de más de 3,5 toneladas, y no a los vehículos privados, aunque en este campo también deja libertad a los Gobiernos. Los Gobiernos pueden además decidir dejar fuera a los vehículos de menos de 12 toneladas.

En la actualidad, los peajes existentes varían entre 15 y 25 céntimos por kilómetro, dependiendo del tipo de camión y carretera. La nueva directiva autorizará de facto un incremento de las tarifas de entre el 20% y el 30%, según los cálculos de Bruselas.

Finalmente, los Veintisiete han decidido excluir del cálculo de los peajes los costes de congestión, que sí estaban en la propuesta original de la Comisión.

Además, los camiones que cumplen los estándares más exigentes en materia de reducción de emisiones no tendrán que pagar extra por la contaminación durante los primeros años. En concreto, los camiones que cumplan los límites Euro 5 no pagaran por contaminar hasta finales de 2013 y los Euro 6 hasta finales de 2017.

La norma permitirá aumentar los peajes durante las horas punta a condición de que se reduzcan en las horas valle. Sólo podrá fijarse un tope de cinco horas punta al día y que el incremento máximo de precio será del 175%.

La Comisión había propuesto que los recursos recaudados con estos peajes se dedicaran a proyectos en el sector del transporte. Como muchos Estados miembros lo rechazan, finalmente la obligación ha sido sustituida por una simple recomendación. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios