Leopoldo abadía

"De esta crisis sólo nos pueden sacar las empresas"

  • Fue profesor del Instituto de Estudios Superiores de la Empresa durante 31 años. Ahora tiene una web creada para explicar el origen de la crisis y ha sacado su tercer libro: '¿Qué hace una persona como tú en una crisis como ésta?'

Comentarios 26

-Va usted a libro por cada año de la crisis, a este paso se va a forrar.

-No, no vamos tan mal.

-¿Hay alguien que esté ganando con la crisis?

-Ha habido mucha gente que ha ganado mucho, mucho, mucho, provocando esta crisis. Cuando Zapatero se sentó en días pasados con la flor y nata del mercado financiero en Washington, había allí un señor, cuyo nombre no daré, aunque diré que estaba sentado un poco a la izquierda, que debía estar en la cárcel con cadena perpetua. Con cadena y bola. Inventó unos productos con el fin de estafar a miles de familias. Las estafó y se forró.

-Al principio de la crisis, había hasta cierto morbo intelectual por cómo y qué sucedía. Usted contaba eso de los ninjas (no inconme no jobs no assets, sin ingresos sin trabajo fijo y sin propiedades), de los que no podían pagar las hipotecas y daba hasta gracia,  pero ya no tengo gana de hacer más esfuerzos por comprenderlo. ¿Qué hago?

-No hay que hacer esfuerzo. No lo haga, es  muy simple.  Aquí se montó un tinglado hace unos siete años sobre ésos que se sabían que no iban a poder pagar las hipotecas (los ninjas) y sobre las expectativas de que el mercado inmobiliario de EEUU iba a seguir subiendo, y claro, se hizo mucha porquería y se extendió por el mundo. Ésta es la primera crisis mundial e instantánea.

-¿Y la de 1929?

-No lo sé, pero cuando aquí te enterabas de lo que había pasado en Nueva York, habían transcurrido dos años. Ahora no, lo que pase  en Nueva York esta tarde, nos da a ti y a mí casi al instante. ¿Qué es lo que ocurre ahora?

-Eso, porque con esa cadena  de hechos no se explica todo.

-Pues que nadie sabe cuál es la dimensión de la crisis. Nadie nadie. Por eso cuando me preguntan cuándo acabará esto, digo: cuando Dios quiera. Bush se fue hace dos años y su última medida fue fabricar 800.000 millones de dólares, Obama fabricó 600.000 millones. Y ahora más. ¿Y por qué no ponemos unos cientos más? La porquería fue tan gorda que nadie sabe la dimensión.

-O sea, que nadie nos saca de esta crisis.

-Las empresas, posiblemente las empresas. Las que tiren para adelante, las que sean optimistas, las que no se conformen. Pero ahora viene una época dura y muy larga. Optimista es quien lucha con uñas y dientes por salir de una situación.

-¿Usted le prestaría dinero a España? ¿Compraría bonos, letras...?

-Cuando alguien me pregunta en qué invierto, yo le digo que en algo que entienda bien, pero muy bien, que me lo cuenten en euros. ¿En bonos del Estado? Partimos  del hecho de que ningún Estado se declarará en quiebra... hombre, no lo sé. Grecia, Irlanda e Islandia no han suspendido pagos porque les han echado una mano. La tercera parte de la deuda de Portugal nos la debe a España. Bueno, digo que sigo creyendo que no habrá suspensión de pagos.

-Los bancos irlandeses han hecho un mal negocio, se han equivocado, y ahora lo pagan todos los europeos y los propios irlandeses. ¿Esto es moral?

-Igual te digo que sí. Merkel ha dicho algo que me gusta mucho: si un Estado va mal y no puede pagar, que pierda quien ha corrido  el riesgo de prestarle el dinero. A un Estado o a un banco. Pero, claro, el problema es que su dinero y el mío están en ese banco.  Bueno, con estas medidas nos defendemos todos, pero me encanta lo de la señora Merkel.

-Usted que sabe de balances porque es un escéptico radical, los activos de los bancos y las cajas...

-Je, je, je...

-...bueno, que si se los cree.

-Estaba esperando la pregunta. ¿Eso se dice? Los tests de estrés debían resolver cómo se encontraban las entidades de solvencia, de liquidez y de calidad de los activos. Ahora vuelven a hacerlos, a principios de 2011. A mí la parte de la calidad de los activos me preocupa mucho, porque si los bancos tienen cientos de miles de pisos, me gustaría saber cómo están valorados. A ver si pone que valen 100, y son 70. Si es así, es que ese bando está muy mal. Han hecho bien en adelantar y hacer otras pruebas de estrés.

-¿Usted cree que, realmente, hay bancos y cajas en mala situación?

-Cuando se publican los resultados trimestrales, compruebo si lo que ingresa por comisiones netas es igual a su beneficio; si es igual, vaya, no hay negocio bancario.

-¿Y ocurre mucho?

-Sí. Aunque con matices, esto es así. Y no le digo ya si el beneficio es menor a las comisiones.

-Lo peor de todo es que usted cree que esto es una crisis de decencia. Eso sí que no tiene arreglo.

-Es que es así. Éste es el verdadero origen.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios