El PP de Extremadura remodula su programa fiscal para agradar a IU

  • Monago amarra la abstención de los tres diputados de Izquierda Unida renunciando a suprimir el impuesto de sucesiones

El líder del PP, Mariano Rajoy dio ayer su beneplácito al candidato a la Presidencia de Extremadura por el PP, José Antonio Monago, para que haga lo que tenga que hacer en la comunidad, como es la modulación del impuesto de sucesiones, una propuesta se acerca a la planteada por IU Extremadura en su campaña electoral, que Monago calificó entonces de "inaceptable".

Monago es consciente de que al no contar con mayoría absoluta en el Parlamento extremeño no podrá aplicar al cien por ciento su programa electoral, en el que se comprometía a suprimir el impuesto de sucesiones, como en Madrid.

En el caso del impuesto de patrimonio, cuya supresión también fue defendida por el PP, Monago recordó que este tributo es competencia estatal. Por lo tanto, tendría que ser el Parlamento extremeño el que inste al Gobierno central a recuperarlo, como demanda IU.

El previsible próximo presidente de Extremadura avanzó ayer a Rajoy durante una reunión en el Congreso de los Diputados que formará un Gobierno de siete consejerías compuesto por personal de su equipo y por independientes. Todo a expensas de la prevista abstención de los tres parlamentarios de IU en Extremadura durante el debate de investidura, los días 7 y 8 de julio.

Monago afirmó que los tres diputados de IU en la Asamblea son "hombres de palabra", por lo que confía en que no cambiarán su decisión de abstenerse en la sesión de investidura. "Considero que los tres son hombres de palabra y no va a haber ningún cambio en su decisión", afirmó en declaraciones a Onda Cero.

Los tres diputados de Izquierda Unida en la Asamblea de Extremadura, Pedro Escobar, Alejandro Nogales y Víctor Casco, mantuvieron ayer una reunión en Badajoz en la que no valoraron la decisión adoptada el martes por la Presidencia Ejecutiva de la coalición respecto al próximo Gobierno extremeño.

La Presidencia Federal de IU, encabezada por su coordinador general, Cayo Lara, acordó pedir a los tres diputados díscolos que rectifiquen su decisión de abstenerse en la investidura de Monago, tal como les encomendó el domingo pasado el Consejo Regional de IU Extremadura.

El coordinador general de IU insistió ayer a la federación de Extremadura en que "cumpla con la palabra" que le trasladó a los ciudadanos durante la campaña electoral y le recordó que los 37.000 votos que recibió no fue para que permitieran gobernar a la derecha.

En una entrevista en Telecinco, Lara pidió a IU Extremadura que "no vote" al PP porque se pidió el voto para hacer política "más de izquierda" y dar, por tanto, un "giro social". Así, ha insistido en pedirles "coherencia" debido a que el "eje programático" del partido es que se "impidan" los gobiernos populares.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios