El PP de Madrid acepta una comisión de investigación sobre los 'servicios secretos'

  • El PSOE exige que se inicie de forma "inmediata" e IU pretende que la presida la oposición.

Comentarios 5

El PP de Madrid aceptará una comisión de investigación en torno a los supuestos 'servicios secretos' y los seguimientos que han sufrido altos cargos de la Comunidad de Madrid. Así lo anunció hoy su líder y presidenta del Ejecutivo regional, Esperanza Aguirre, quien pretende "dejar totalmente claro" de esta forma el interés de su partido por "la transparencia, la claridad, la luz y los taquígrafos". El secretario general del PSOE, Tomás Gómez, exigió poco después de este anuncio que la comisión se convoque de forma "inmediata", mientras que IU pidió que la Presidencia del organismo recaiga en manos de la oposición para permitir que la investigación llegue hasta el final.

A su entrada a un desayuno informativo organizado por Europa Press, la presidenta de la Comunidad de Madrid informó a los medios de que su partido "va a aceptar la comisión de investigación en la Asamblea de Madrid", después de que la semana pasada algunas voces del PP madrileño descartaran esta posibilidad. Aguirre dijo que con esta decisión su formación quiere "dejar totalmente claro" su interés por la "transparencia, claridad, luz y taquígrafos" y que "se sepa que el Gobierno regional no ha espiado a nadie".

El portavoz del PP madrileño, David Pérez, informó de que la comisión de investigación "empezará a funcionar de manera inmediata" y que posiblemente "podría estar funcionando la semana que viene". Además, el dirigente popular negó que el PP madrileño haya pactado con Génova la comisión, ya que "estas decisiones no se adoptan a base de pactos sino a base de compromisos y el compromiso de la Comunidad de Madrid está en la transparencia". En cualquier caso, señaló que hasta que no se constituya el organismo no se podrá hablar de comparecientes en la misma.

Tanto el PSM como IU reclamaron la creación de una comisión de investigación la semana pasada, cuando se produjo la comparecencia parlamentaria del consejero de Presidencia, Justicia e Interior, Francisco Granados. Hoy el líder de los socialistas madrileños, en rueda de prensa tras la reunión de la Ejecutiva, Gómez reclamó que el organismo sea "rápido en su creación y en el funcionamiento". A su juicio, la situación del Gobierno autonómico "no puede continuar sujeta a las luchas internas" y "cuanto antes tiene que esclarecer todos los ámbitos de esa presunta trama de espionaje".

En este sentido, exigió que no haya límites "en cuanto a los comparecientes", pues, expuso, "tienen que comparecer todas las personas cuyo testimonio siga para esclarecer hasta el último extremo qué es lo que está pasando". Pese a la creación de la comisión, Gómez criticó que la presidenta haya tardado más de 15 días en aceptarla cuando lo reclamaba "la mayoría de los ciudadanos". "No puede echar tierra o mirar hacia otro lado en lo que es la peor trama de corrupción, que se mezcla con negocios, con adjudicaciones, con líos oscuros y sucios dentro del PP", concluyó.

Por su parte, la portavoz de IU en la Asamblea de Madrid, Inés Sabanés, pidió que "haya voluntad política" para llegar "hasta el fondo" de todo este asunto, de manera que su formación exigirá que en la comisión "no haya blindajes y que no se convierta en un juego de mayorías y minorías como ocurrió en la de Tamayo", en referencia al tránsfuga que boicoteó la votación de investidura del socialista Rafael Simancas. A juicio de la dirigente del partido de izquierdas, la única forma de garantizar que la comisión de investigación llegue hasta el final es que el organismo sea presidido por uno de los partidos de la oposición y así lo reclamarán.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios