El alcalde de Boqueixón dimite proclamando su "total y absoluta" inocencia

  • El popular Adolfo Gacio, implicado en la operación 'Pokemon', mantiene su acta de concejal y niega todos los cargos que se le imputan.

El alcalde de Boqueixón, Adolfo Gacio (PPdeG), implicado en la llamada operación Pokemon, ha confirmado que renuncia al cargo, aunque mantiene su acta de concejal, y ha insistido en que es "total y absolutamente inocente" de los cargos que se le imputan. El regidor popular, que fue detenido el pasado jueves por la mañana y puesto en libertad bajo fianza de 10.000 euros, acusado de presuntos delitos de prevaricación y cohecho, registrará este martes en el Ayuntamiento su renuncia al cargo, que ha ejercido de manera ininterrumpida durante más de dos décadas.

En una comparecencia pública en el salón de plenos del Ayuntamiento y vitoreado por un grupo de unos 50 vecinos, Gacio dijo que en su ayuntamiento nunca se han primado intereses de empresas o particulares. Agregó que en la operación judicial se investiga un contrato administrativo que fue suscrito "por unanimidad en la mesa de contratación" del Ayuntamiento, de la que él mismo no forma parte. En una intervención leída, además, el alcalde, que insistió en que ha decidido dimitir de forma voluntaria, también lamentó "el maltrato" que recibió, al pasar casi 48 horas detenido e incomunicado y verse obligado a comparecer esposado ante el juzgado que lleva el caso.

Adolfo Gacio sostuvo que en esta "macrooperación" Pokemon se investiga un contrato administrativo adjudicado por el Ayuntamiento, pero fue suscrito por una mesa en la que él no figuraba y todos sus miembros, dijo, incluidos los de la oposición y la secretaria municipal "pueden dar fe de esa legalidad". También reconoció que su situación como imputado en el procedimiento, así como "el maltrato" que dijo recibir, "al pasar casi 48 horas detenido e incomunicado, así como verse obligado a comparecer ante el juzgado esposado, "en discriminación respecto a otros encausados que no sufrieron este trato vejatorio", le ocasionaron "serios perjuicios", a su imagen, también a su familia y al pueblo de Boqueixón, señaló.

Esta situación le ha llevado a una "profunda reflexión" durante estos días, e insistió en que la "trascendencia mediática" del caso también puede ocasionar graves perjuicios a su partido, el PP, "ante la inminencia de las elecciones. "Y yo quiero ser, sobre todo, y creo que lo fui durante estos 22 años, una persona leal". Por ello, indicó que, como su familia se ve afectada por la "presión pública" y para impedir que pueda recaer sobre el municipio, decidió "de forma voluntaria y por iniciativa propia" comunicar al presidente del PP coruñés, Carlos Negreira, su intención de dimitir.

Asimismo, anunció su intención de mantenerse como concejal para "continuar defendiendo, con la misma intensidad, los intereses" del pueblo, si bien matizó a preguntas de los periodistas que no ocupará ninguna área de Gobierno. De todas formas, Adolfo Gacio recordó que le produce "profunda tristeza" la actual situación, pero recordó que ya había expresado públicamente su intención de dejar la alcaldía en breve, por lo que podía hablarse de que es "un adelanto de una decisión que tenía previamente adoptada".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios