El príncipe Enrique viaja a Afganistán tras el escándalo

Dejando atrás la polémica suscitada por la publicación de unas fotografías en las que aparecía desnudo en un hotel de Las Vegas, el nieto de la reina Isabel ha reanudado sus tareas como piloto artillero de helicópteros de combate. En esta ocasión ha sido enviado a un campamento situado en Afganistán, donde pasará los próximos cuatro meses.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios