ARTE CERVECERO ESPAÑOL

  • Inspiración. Etimológicamente Alhambra es 'al-Hamra', La Roja, que procede de 'Al-Qal'a alhambra', fortaleza roja

  • Así es la fortaleza de Granada

  • En ella se inspira la nueva cerveza

El pasado día 1 de diciembre tuvo lugar el lanzamiento mundial de esta nueva cerveza con la que Cervezas Alhambra amplía su gama Reserva. La presentación tuvo lugar en otro emblemático monumento granadino, la Abadía del Sacromonte, en la colina opuesta a la ciudad palatina nazarí, al que asistieron importantes empresarios y profesionales de la hostelería granadina.

Alhambra Reserva Roja es una cerveza para disfrutar con pausa, poco a poco, descubriendo 'capa tras capa' nuevos sabores y aromas. Enlazado con esta filosofía, César Hernández, responsable de marketing de Cervezas Alhambra explicó que el Grupo cervecero ha puesto en marcha el proyecto Crear sin prisa, con creadores y artistas. La primera obra ha sido de la artista Raquel Rodrigo y ha sido realizada en Valencia: un mural en el que se lee "Hay cosas que necesitan tiempo".

Julián Cerezo, Beer Sommelier de Sabeer destacó durante la presentación el equilibrio logrado por los maestros cerveceros para conseguir una cerveza intensa pero fácil de beber, que mantiene la icónica botella de la 1925 pero en color cobre antiguo.

Es una cerveza gastronómica que le da réplica a la alta cocina. De hecho, tras la presentación, el restaurante La Ruta del Veleta ofreció un cóctel con ibéricos, tataki de salmón y mango, pulpo sobre su puré de patatas o algo tan granadino como habitas fritas con jamón. También instalaron un magnífico buffet de quesos artesanos, con los que la cerveza maridaba de maravilla. Y el toque final, un pionono de cerveza y chocolate que potenciaba los sabores de la Alhambra Roja.

Esta cerveza es del tipo Bock tradicional, una variedad originaria de la ciudad alemana de Einbeck. Esta cerveza es muy fuerte, con un extracto primitivo por encima de los 14% y de un color oscuro. Se elabora con una baja fermentación y posee un alto contenido de alcohol, y sólo se produce durante la primavera y el otoño.

La Alhambra Reserva Roja es una reinterpretación de este tipo de cerveza pero menos alcohólica, sólo 7,2 grados, con un sabor intenso.

El color evoca las cervezas rojas centroeuropeas: un cobre viejo y rojizo, con una espuma tan cremosa que recuerda casi a una chantilly, ligeramente tintada, en la que se abren ojos de tamaño medio. En nariz descubrimos los aromas de malta tostada y, después aparecen notas de fruta blanca madura (manzana), de regaliz negro y herbáceos de los lúpulos utilizados.

En boca es amplia, con el carbónico muy bien integrado, con tonos terrosos y recuerdos ligeramente ahumados. Realmente se necesita tiempo para descubrir todos sus matices y es imprescindible beberla en copa para tener una experiencia sensorial completa.

Para sacar todos sus matices y disfrutarla plenamente recomendaría servirla entre 4º y 7ºC, no demasiado fría. Ideal para maridar con platos fuertes, siempre que no sean muy picantes, con cordero, pescados azules, quesos ahumados o añejados. Y con chocolate va de maravilla, como pudimos comprobar in situ.

Con esta cerveza, la marca pretende consolidar su posición en el segmento de especialidades cada vez más demandadas por un consumidor que también entiende más de cervezas Premium y busca, no solo refrescarse con la 'rubia' de siempre, sino disfrutar de cervezas con personalidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios