La Alhambra rehabilitará el histórico arco y hará visitable todo el entorno

  • Además de restaurar la puerta, el proyecto del Patronato prevé ordenar la vegetación de la zona y facilitar el acceso a los ciudadanos

Situada en mitad de los bosques de la Alhambra, disimulada por la vegetación y en un lugar que no tiene fácil acceso a pesar de la curiosidad que despierta entre los que se percatan de su presencia, el Patronato ha decidido emprender a lo largo de este 2018 un plan de puesta en valor de la Puerta de Bib-Rambla. "Queremos revalorizarla y por eso vamos a restaurarla y a realizar un mantenimiento. No está mal pero nos gustaría mejorarla y acondicionar un poco la zona", explica el director del Patronato, Reynaldo Fernández, quien informa que "será una intervención sencilla para que se pueda contemplar mejor la puerta. Se trata de permitir un mejor disfrute". El máximo responsable del monumento nazarí señala que el proyecto arqueológico aún tiene que redactarse y posteriormente se sacará a concurso.

Sobre el tema del entorno, cuenta que "se ordenará la vegetación. Y se colocarán unos bancos". "Hay personas que se quieren aproximar para verla o hacerse fotos y se actuará para facilitar el acceso de una forma más reglada", comenta sobre el tercer eje de la intervención.

Además de este plan, adelanta que hay previsto publicar en breve un libro del arqueólogo que hizo la excavación en la Plaza Bib Rambla, Ángel Rodríguez, un monográfico sobre la puerta que recoge todos los datos históricos que entrará en imprenta dentro de poco.

Esa actuación no significa que el Patronato esté cerrado a considerar el posible traslado si este cuenta con el visto bueno y el consenso de todas las instituciones implicadas. "Esto ser realizará con independencia de que después haya otros proyectos que se puedan analizar y valorar".

Reynaldo explica que ya informó a Tomás Navarro de su opinión en un encuentro informal . "Me comentó la propuesta. No me parece mal pero es un tema que tienen que estudiar los técnicos de la Alhambra y de la propia Delegación de Cultura. Son temas que afectan a casco histórico, zonas patrimoniales y tienen que tener todos los estudios y parabienes de todo el mundo".

Reynaldo afirma que hay muchas dificultades, como el cambio de cota de la plaza o que el monumento no puede regresar al emplazamiento exacto original porque se encuentra ocupado por una edificación.

Sobre este punto, el promotor de la iniciativa, Tomas Navarro, sostiene que la idea sería situarla en el espacio central de la plaza, en el lugar que ahora ocupa la Fuente de los Gigantes, un monumento que se sitúa en el epicentro del histórico espacio comercial de la ciudad desde hace relativamente poco tiempo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios