Archivada la denuncia contra el alcalde de Lanjarón por presunto cohecho electoral

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Órgiva ha archivado del presunto delito electoral contra el alcalde de Lanjarón, Éric Escobedo (PP), tras la denuncia que interpuso el PSOE en las pasadas elecciones autonómicas de 2015 donde aseguraban que "se habían detectado irregularidades en el aumento excesivo del voto a partir de las elecciones autonómicas con 10´88% de votos por correo del total de votos emitidos".

La jueza apunta que "no se dan los elementos del tipo penal" y aprecia una práctica de recogida de votos hacia ciudadanos que votaron "libremente". Según recoge la jueza en la sentencia a la que ha tenido acceso Granada Hoy, "de lo practicado se desprende que no se dan los elementos del tipo penal (cohecho electoral), pues si bien se puede apreciar una práctica de recogida de votos por correo llevada a cabo por María Del Carmen Quiles Orellana e Ignacio Bermúdez Bermúdez, dentro de sus labores de asesoramiento a los ciudadanos y siempre a quienes así lo quisieron y que votaron a la opción política que desearon, siendo la mayoría simpatizantes del Partido Popular". Asimismo ha admitido que "alguno de estos ciudadanos fueron contratados por el Ayuntamiento", aunque ha matizado que "no observándose irregularidad alguna".

Tras la toma de declaraciones de 32 personas en calidad de testigo, la jueza a decretado el sobreseimiento provisional de las presentes actuaciones, así como su conclusión "toda vez que no resulta debidamente justificada la perpetración del delito que ha dado lugar a la formación de la causa y su archivo".

Según la sentencia, los treinta y dos testigos afirmaron que "votaron al partido político que quisieron, no siendo coaccionados".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios