La Cámara alerta del "déficit" de formación en el tejido empresarial

  • Seis de cada diez compañías no realizan ningún tipo de formación, poniendo freno a su desarrollo

El responsable de Formación de la Cámara, Carlos Martín, junto al presidente de la entidad, Gerardo Cuerva. El responsable de Formación de la Cámara, Carlos Martín, junto al presidente de la entidad, Gerardo Cuerva.

El responsable de Formación de la Cámara, Carlos Martín, junto al presidente de la entidad, Gerardo Cuerva. / pedro hidalgo

"La formación es vital para la competitividad, y no estamos llegando". Así de tajante se mostró ayer el presidente de la Cámara de Comercio de Granada, Gerardo Cuerva, que aseguró que si en el ámbito educativo el fracaso escolar es un lastre social, en el ámbito empresarial la alta de formación también lo es. "La falta de infraestructuras es un lastre para que Granada salga hacia delante, pero la falta de formación es igual de importante; frena nuestra competitividad y nuestro desarrollo al mismo nivel".

El diagnóstico que compartió ayer Cuerva surge del informe realizado por la Cámara para detectar las necesidades formativas de la empresa granadina, que son muchas habida cuenta de que seis de cada diez compañías no realizan ningún tipo de formación. La composición del tejido empresarial de la provincia, formado en su mayoría por autónomos y micropymes que no tienen recursos o desconocen las posibilidades que hay a su alcance, tiene mucho que ver con unas cifras que, a juicio de la institución cameral, "son preocupantes". El presidente de la entidad aseguró que en esta realidad tienen responsabilidad tanto las administraciones públicas como las empresas y los propios trabajadores, que deben "incrementar sus esfuerzos" para conseguir compañías punteras.

La entidad ha adaptado su catálogo de cursos y máster y ofrece ya "formación a medida"

La Cámara, por la parte que le toca, se ha propuesto tener "más presencia en la empresa", siendo más flexible a la hora de diseñar el catálogo formativo al que pueden acceder las firmas granadinas y ofreciendo también "formación a medida" para que no haya excusas. El estudio elaborado por la institución desvela precisamente que los horarios incompatibles con el trabajo y los costes económicos de los cursos son los motivos más comunes por los que las empresas no se lanzan a formar a sus trabajadores, argumentario en el que también destacan la escasez de información sobre las posibilidades formativas o las dificultades para despazarse al lugar de realización de la formación.

En todo caso, la Cámara hace hincapié en que ninguna de estas excusas es suficiente, sobre todo porque las necesidades formativas que presentan las empresas granadinas son muchas y muy variadas. La mayoría de las compañías prefieren promocionar a trabajadores propios a la hora de ocupar nuevos puestos y desarrollar nuevos proyectos, así que tener acceso a la formación es clave para garantizar el futuro de la empresa, por un lado, y mejorar las expectativas laborales, por otro.

El responsable de Formación de la Cámara, Carlos Martín, explicó que una de las principales conclusiones del estudio es la importancia que la actual economía da a las habilidades, más allá de los conocimientos técnicos. El compromiso y el trabajo en equipo son los dos aspectos más buscados por los empresarios, que en cuanto a perfiles otorgan una especial atención al marketing online y al resto de disciplinas ligadas a la nueva economía.

En cuanto a las ocupaciones más demandadas en los distintos sectores económicos destacan economistas, comerciales, auditores, diseñadores industriales, especialistas en control de gestión, expertos en SEO, técnicos de intermediación laboral, profesionales de desarrollo web o personal de limpieza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios