Comerciantes piden una guardería para conciliar la vida de sus empleadas

  • El Centro Comercial Abierto se reúne hoy con el concejal de Comercio para proponerle proyectos dentro del plan Urban

La Asociación de Comerciantes del Centro ha pedido al Ayuntamiento que construya una guardería para facilitar la conciliación de la vida laboral y familiar de sus trabajadoras. El 80 por ciento de las empleadas de las tiendas del centro histórico son mujeres, y muchas con niños, por lo que exigen una medida que les permita compatibilizar sus horarios.

La petición la han incluido entre los proyectos que quieren desarrollar con cargo a los fondos Urban. El Ayuntamiento, merced a los fondos europeos, dispone de 300.000 euros que habrá que invertir antes del verano para mejorar el comercio del centro histórico siguiendo así la recomendación de la Unión Europea de recuperar espacios emblemáticos de las ciudades.

Pero dar respuesta a esta demanda de los comerciantes no está siendo fácil. El Ayuntamiento lleva varios meses buscando suelo público en el que desarrollar este proyecto, y no lo encuentra.

Y esto pese a que dos profesores de la Facultad de Económicas ya han desarrollado hasta el proyecto de la futura guardería. "Estos locales tienen una legislación muy específica así que hay que buscar un solar grande, de al menos 500 metros cuadrados, algo casi imposible en el centro", manifiesta el concejal de Movilidad y Comercio del Ayuntamiento de Granada, José Manuel García-Nieto, que se reunirá hoy con los comerciantes para estudiar en detalle sus peticiones.

La propuesta de los comerciantes establece que la guardería esté abierta en horario comercial para niños de 0 a 3 años y que funcione por la tarde como ludoteca para los niños mayores.

Hay más peticiones, y algunas de ellas históricas, como la construcción de un aparcamiento en la plaza de Gracia. También esta opción está rodeada de complicaciones ya que el Plan Centro restringe considerablemente las actuaciones en esta zona.

"Existe un nuevo comercio en el barrio de la Magdalena que ha llenado los locales de multitud de tiendas con gente joven. Los comercios de Mesones, Puentezuelas... necesitan un parking con más de tres mil plazas para facilitar la llegada de clientes", argumenta la gerente del Centro Comercial Abierto, Cristina Jiménez. Precisamente la llegada de nuevos comercios ha llevado a los responsables del Centro a plantear al Ayuntamiento otra propuesta: que se cree una empresa de capital mixto (administración e iniciativa privada) que restaure edificios y locales comerciales y que los alquile a gente joven a un precio inferior, al menos durante los cinco primeros años.

"De esta forma se conseguiría revitalizar la zona para que la gente joven se venga a vivir y monte su empresa", propone Jiménez. En la reunión de hoy también se determinará una zona de carga y descarga de mercancías con vehículos no contaminantes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios