Condenado a más de cuatro años de cárcel por atracar una gasolinera

  • El suceso se produjo en septiembre de 2010 en una estación de servicio de la N-340

El Juzgado de lo Penal número uno de Motril ha condenado a un hombre a cuatro años y tres meses de prisión por atracar una gasolinera de la localidad, a la que llegó con una barra de hierro con la que golpeó a uno de sus empleados y el mobiliario de la oficina de la estación de servicio.

Según la sentencia, al acusado, A.R.M, se le impone además una multa de 1.350 euros por los daños causados y deberá indemnizar con más de 3.000 euros al propietario de la empresa y 5.000 al trabajador que resultó herido. Los hechos se remontan a las 14:30 horas del pasado 18 de septiembre cuando el acusado, con intención de incrementar de forma ilícita su patrimonio, se dirigió a una gasolinera ubicada de la N-340 en el término de Motril a bordo de un coche propiedad de su madre, al que previamente le había quitado la matrícula.

A.R.M., armado con una barra de hierro, entró en las oficinas de la gasolinera exigiendo a voces a los dos empleados que estaban en ese momento el dinero recaudado esa mañana, al tiempo que los amenazaba y golpeaba el mobiliario de la oficina. El acusado golpeó a uno de los trabajadores, se llevó la recaudación hasta ese momento (429 euros) y posteriormente se dio a la fuga.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios