Daba de alta líneas telefónicas a nombre de clientes sin su consentimiento

Ofrecía contratos de líneas telefónicas, pedía datos de posibles clientes supuestamente para realizarles ofertas, y luego daba de alta las líneas sin que los afectados lo supiesen. Este era el modus operandi de un vecino de Ogíjares de 40 años, al que la Guardia Civil investiga como supuesto autor de varios delitos de estafa y falsedad documental. Según indican desde el cuerpo armado, se acusa de haber hecho contratos de alta de líneas telefónicas con adquisición de terminales, a nombre de clientes sin su conocimiento y autorización.

La investigación se inició a raíz de la denuncia presentada por tres personas de los municipios granadinos de Loja, Ogíjares y Benalúa, en las que hacían constar que les estaban llegando cargos de telefonía por números que no poseen.

Adquiría terminales de teléfono a cargo de sus víctimas y luego los revendía

Al hacer las reclamaciones, las mismas compañías telefónicas les aconsejaban que denunciaran los hechos. Fue de este modo como agentes comprobaron que todos los contratos denunciados habían sido realizados por el mismo comercial.

Según la Guardia Civil, el investigado, al obtener los datos personales y bancarios de clientes para dar de alta una línea telefónica, de Internet o adquisición de un terminal, supuestamente falsificaba otros contratos de alta de líneas y compraba teléfonos móviles con cargo a las víctimas.

Se ha llegado a detectar la compra de 26 teléfonos a nombre de los tres clientes que han denunciado los hechos, y no se descarta la posibilidad de que existan varios más que aún no son conscientes de la estafa y no lo han denunciado.

Los terminales de teléfonos adquiridos eran vendidos posteriormente a otras personas por el supuesto autor de la estafa, que a tenor de ello ya ha sido puesto a disposición judicial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios