FonelasUna ruta geológica sobre los paisajes de Guadix

  • El recorrido por los terrenos que rodean el yacimiento paleontológico, que se podrá realizar por libre o con guía, empezará a funcionar en el segundo semestre de este año

El yacimiento paleontológico Fonelas P-1 estrenará en 2018 una nueva etapa en la divulgación sobre la riqueza geológica del entorno. Además, el año está comenzando de forma interesante e intensa para los investigadores de la Estación científica con la continuación de varios trabajos ya iniciados en 2017.

Fue descubierto en el año 2000, investigado inicialmente entre los años 2001 y 2009, y adquirido por el Instituto Geológico y Minero de España (IGME) -que pertenece al Ministerio de Economía, Industria e Innovación-, en diciembre de 2010. La finca, de 25 hectáreas, contiene tanto el yacimiento como sus alrededores.

El yacimiento es fruto de un hallazgo casual de un vecino de Fonelas, Gilberto Martínez, 'Gilbert', quien comunicó el descubrimiento al Ayuntamiento de la localidad. Gracias a esta notificación, el IGME evaluó, en ese mismo año, el potencial interés del enclave a través del examen de los restos fósiles que la erosión había puesto al descubierto. Entre ellos destacaban tres fragmentos de hueso poco aparentes, pero que aportaban una información de gran interés sobre la posible antigüedad del yacimiento.

El primero de estos restos era un fragmento de cuerno con trayectoria espiral perteneciente a un antílope que se pensaba extinguido en la península hace 2 millones de años (Gazellospira), por lo que el yacimiento tendría que ser más antiguo. El segundo era una pieza de mandíbula provista de dientes de una cebra (Equus), las cuales hicieron su aparición en Europa hace 2,5 millones de años, por lo que Fonelas P-1 no podría ser más antiguo de esa cifra. Esta segunda pista permitía, junto con la primera, una acotación cronológica entre 2,5 y 2 millones de años de antigüedad. Y en tercer lugar apareció un fragmento de radio de la pata delantera de un lobo primitivo (Canis), que se pensaba entonces habían comenzado a poblar los ecosistemas ibéricos hace 1,8 millones de años. Esto abría dos posibilidades: ¿llegaron los lobos a la península antes de lo establecido? o ¿se extinguieron los antílopes de cuernos espirales después de lo aceptado?

Los dos postulados son aparentemente ciertos. Fonelas P-1 sorprende con un mosaico de especies autóctonas coexistiendo tanto con nuevos inmigrantes asiáticos como con especies oriundas del continente africano, nunca antes descubiertas fuera del mismo en fechas tan antiguas. Alfonso Arribas, responsable de la investigación junto a Guiomar Garrido, explica que ese es uno los principales valores de este yacimiento. "Antes de su descubrimiento, en Europa, con los conocimientos que teníamos, pensábamos que hace 2 millones de años vivía sólo fauna autóctona, como ocurre hoy en día. Por yacimientos de Italia, Grecia y Tayikistán se sabía que había venido un flujo de fauna asiática hacia Europa, pero se pensaba que hace 1,8 millones de años. Cuando empezamos a investigar encontramos 24 especies de grandes mamíferos. Algunas ya se conocían en Europa pero, además, descubrimos un conjunto que no había sido identificado hasta ese momento, de origen africano".

Además de los orígenes geográficos diversos, "la segunda gran aportación de Fonelas es que "algunas de esas especies con las que trabajamos son nuevas, no se habían identificado con anterioridad".

El tercer punto importante radica en la excelente datación para estos contextos: "Está clavada su cronología en 2 millones de años de antigüedad, con un error de más menos 5.000 años. Algo tan preciso es muy difícil en yacimientos de rocas generadas al aire libre".

Y en cuarto y último lugar, Arribas destaca "la calidad de los fósiles, porque pueden estar muy rotos, machacados por los dientes de las hienas... pero en esta ocasión la colección paleontológica es espectacular. Es un yacimiento muy fácil de trabajar para nosotros, los paleontólogos".

En cuanto a ese equipo de estudiosos que han auspiciado estos descubrimientos, Arribas explica que en los primeros años estaba compuesto por 20 personas y ahora mismo investigan unos 15 especialistas. "Nosotros tenemos presupuestos propios. Hemos construido, en una primera fase en 2013, una cubierta sobre los restos fósiles para salvaguardar el patrimonio paleontológico que alberga este yacimiento y que se estudie in situ, así como para facilitar las actividades de investigación, divulgación y docencia en campo", cuenta Arribas.

El equipo del yacimiento está trabajando ahora para mejorar" infraestructuras, visibilidad, mensaje y la visita a la Estación paleontológica". Entre las actividades programadas destaca el Geolodía 18 en Granada, promovido por la Sociedad Geológica de España (SGE) y guiada por profesionales en Ciencias de la Tierra. La Estación paleontológica Valle del río Fardes la organiza este año uniendo geología con historia y con historia de la vida. Por ello, se visitará tanto el Teatro romano Acci en Guadix como la propia Estación paleontológica de Fonelas, en una jornada denominada: Un apasionante viaje en el tiempo: del Imperio romano a los animales prehistóricos del Cuaternario. Esta excursión geológica gratuita ocupará, en turnos, la mañana completa del sábado 12 de mayo. Guiarán la actividad entre 5 y 8 profesionales junto a 16 estudiantes voluntarios de la Universidad de Granada.

Pero la principal novedad de este 2018 no es esa especie de jornada de puertas abiertas y un jardín de rocas en el que se trabaja en esta anualidad. "Este año vamos a poner en marcha una ruta geológica en la finca para contar la historia de la cuenca de Guadix. Será una ruta muy atractiva para que el visitante tenga otra actividad de campo -además de visitar el yacimiento-. Se trata de conocer el paisaje actual y el paisaje del pasado", adelanta el paleontólogo, quien señala que ahora mismo están diseñando el contenido de esa ruta geológica. "El objetivo es divulgar la historia geológica de río Fardes, el antiguo y el actual".

La ruta, de un kilómetro y medio, en la que se distribuirán varias mesas de interpretación sobre distintos aspectos del paisaje y su historia geológica, se podrá realizar en las dos modalidades en la que se ofertan ya las visitas al yacimiento: por libre, para que el público se mueva por el entorno identificado por hitos como desee, o con visita guiada concertada previamente, para que los investigadores expliquen los matices del paisaje.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios