La Junta alcanza una deuda de 18,5 millones en Dependencia

  • La Diputación acusa a la administración autonómica de tener pendiente de pago abonos desde 2011 · Avisa de que la situación "pone en riesgo" la prestación de los servicios

Comentarios 1

La Diputación de Granada continúa ofreciendo datos sobre la deuda que, según denuncia, mantiene la Junta de Andalucía en materia de Dependencia con la institución provincial. Según informaron ayer, los impagos alcanzan ya los 18,5 millones de euros -incluido el bimestre de septiembre y octubre- sólo en lo relativo al desarrollo de esta ley.

El vicepresidente segundo y diputado de Familia y Bienestar Social, José Robles, informó ayer de que de la liquidación del año 2011 hay aún pendientes de pago 2.268.359 euros. Del primer semestre de 2012 suman otros 3,4 millones más de deuda. Además, asegura que de julio y agosto hay pendientes 5.493.000 euros y 5.396.000 euros del actual bimestre. Además, los nuevos casos de 2012 han generado un gasto pendiente de abono que supone 1,8 millones de euros, que según la Diputación están soportando los ayuntamientos, "muchos en una situación económica más que crítica".

"La Junta de Andalucía está poniendo en serio riesgo la prestación fundamentalmente de la Ley de Dependencia, es decir, está poniendo en riesgo el servicio a los dependientes que es lo mismo que poner en riesgo el servicio de Dependencia a los más necesitados", aseveró Robles, quien incidió en que esta deuda es "preocupante e insostenible".

Robles recordó, en este sentido, las palabras de la delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía en Granada, María José Sánchez, señalando que estas cantidades se abonarían de manera inmediata. "Lo que quiero es que me diga hoy la delegada del Gobierno en la Junta de Andalucía qué es para ellos de forma inminente, si es diez días, veinte, un mes o dos meses", dijo Robles, quien puntualizó que "cuando desde la Diputación decimos que se pone en riesgo el servicio de los dependientes no lo estamos inventando".

Según informó ayer la Diputación, la Junta "ha abonado puntualmente" cada dos meses los pagos correspondientes hasta el 30 de abril, "pero desde entonces sólo ha liquidado el 38% de mayo y junio a finales de julio".

El diputado aseguró que la situación ha provocado ya quejas de alcaldes de todos los signos políticos como el de Víznar (IU), que anunció que podía verse obligado a cortar el servicio para los dependientes, o el de Íllora (PSOE), que está pidiendo con su equipo de Gobierno el dinero "porque ya no pueden prestar el servicio". También citó el ejemplo de Galera, donde hay anunciada una huelga de las auxiliares de Ayuda a Domicilio para el 19 de septiembre. Robles añadió que hay alcaldes de la comarca de Baza que se van a sumar a las movilizaciones convocadas por estos trabajadores.

La Diputación asegura que en agosto pidió cita al nuevo delegado de Salud y Bienestar Social, Higinio Almagro, "sin haber obtenido respuesta hasta el momento".

1,8

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios