"Llevamos 25 años enfrente, nos va a dar mucha pena que se vaya José María"

  • La gasolinera de Recogidas y un quiosco son los dos negocios afectados por el proyecto

Cuando Pablo Dorador abrió su quiosco en la esquina de Recogidas con el Camino de Ronda ya estaba allí la gasolinera, y sus trabajadores. No tardaron en consolidar una estrecha relación de amistad fruto del encuentro diario todas las mañanas en su puesto de trabajo.

Ayer, Pablo Dorador reconocía que, aunque su negocio ganará en espacio con la marcha de la gasolinera y será bueno para la ciudad ganar más lugares públicos: "Nos va a dar mucha pena que se vaya José María". José María es el último trabajador de la estación de servicio. Cuando empezó a trabajar en Recogidas, la gasolinera -parada obligada de los camiones que venían por el Camino de Ronda- estaba a las afueras de la ciudad, rodeada de Vega. Luego empezaron las primeras construcciones. Hoy, la estación abre sólo por las mañanas mientras espera su traslado definitivo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios