El PP pone sueldo al portavoz de UPyD en Armilla aunque está en la oposición

  • Los de IU y PSOE, en las mismas circunstancias que Manuel Megías, no cobrarán · Los socialistas creen que así compensan su apoyo para que Antonio Ayllón fuera alcalde e insisten en que hay un "pacto oculto"

Comentarios 6

El Ayuntamiento de Armilla aprobó ayer otorgar la condición de concejales liberados (con sueldo a cargo de las arcas municipales) a los seis representantes del PP, a los dos de Independientes por Armilla, que comparten equipo de gobierno con los populares, y, lo que resulta más curioso, a Manuel Megías, el portavoz de Unión Progreso y Democracia. Ese grupo dio su apoyo a Antonio Ayllón en la sesión de investidura pero en principio está en la oposición.

En la misma situación que UPyD (es decir, en la oposición) también están IU y PSOE, pero sus portavoces, Rafael Muñoz y Gerardo Sánchez, respectivamente, no cobrarán ni un euro del Ayuntamiento.

La decisión de remunerar a Manuel Megías no sólo es sospechosa por ese motivo, sino porque, hasta el momento de ser elegido concejal, trabajaba como funcionario en el Ayuntamiento y, ayer, tres ediles del PSOE que estaban exactamente en las mismas circunstancias (Víctor Cid, Sergio Baena y Manuel Mata), decidieron renunciar a sus actas y dar paso a otros tres compañeros de filas (Francisca Fernández, David Arenas y María del Mar Calleja) porque, ante la incompatibilidad de ambas funciones, han preferido, con bastante lógica, optar por la de empleado público y no por la de concejal no liberado, por la que cobrarían en torno a 300 euros al mes como compensación por asistencia a plenos y comisiones. El caso de Megías es distinto porque, según fuentes consultadas por este periódico, su sueldo va a estar entre los 48.000 y los 50.000 euros brutos al año.

Según el PSOE, lo ocurrido ayer en el pleno pone en evidencia que hay un "pacto oculto" entre el PP y UPyD. Gerardo Sánchez dijo que los populares están "empezando a pagar el apoyo que recibieron en la investidura" y añadió que ahora se empiezan "a conocer los detalles" de ese acuerdo. Sánchez agregó que ni él ni ninguno de sus ocho compañeros de grupo pidieron siquiera que se les liberara porque entienden que en un panorama de austeridad como el actual, no sería justo.

Una austeridad que, añadieron los socialistas, Ayllón no aplica en absoluto: por sueldos a concejales liberados se van a pagar 221.000 euros al año, 24.000 más que en el anterior mandato.

Eso último llevó a Gerardo Sánchez a invitar al alcalde "a que convoque una nueva rueda de prensa para decir que no puede pagar las nóminas".

221.000

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios