El Poniente pedirá compensaciones a la CHG por la 'crisis del espárrago'

  • Los alcaldes socialistas de la comarca y los agricultores inciden en que la falta de previsión al sacar agua del Cubillas ha sido la causa principal de los destrozos en los campos de cultivo

Comentarios 1

Los unos por los otros y mientras tanto agricultores del Poniente echando cuentas de las pérdidas que van a tener por las inundaciones en sus fincas después de que se desbordara el río Genil en la madrugada del sábado al domingo. La 'crisis del espárrago' no ha hecho más que empezar y los productores ya calculan que se va a perder entre el 20% y el 30% de la producción de esta temporada debido al desastre natural que afectó a los municipios de Huétor Tájar, Villanueva de Mesía y Láchar. Un problema que se ha colado en el fuego cruzado institucional y político. Así, los alcaldes socialistas de la comarca y colectivos de agricultores se reunieron ayer con la delegada territorial de la Junta y el presidente de la Diputación para exigir una explicación a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), a quien acusan de haber esperado demasiado para desembalsar el agua del pantano de Cubillas y no haber previsto con tiempo que los ríos se iban a desbordar.

Mientras tanto, ni desde la CHG ni desde Subdelegación del Gobierno han respondido aún a estas recriminaciones que llegan desde el Poniente. Sin embargo, el PP como partido sí criticó el hecho de que el núcleo urbano de Huétor Tájar se volviera a quedar aislado "por culpa de las mentiras y de la incompetencia de la Junta", al no haber finalizado las obras del nuevo puente de entrada al municipio. La parlamentaria Ana Vanessa García recordó que la obra debía haber estado lista en 2011 y que con esa infraestructura es más que probable que el municipio, de 10.000 habitantes, hubiera seguido estando conectado con la autovía.

Por su parte, la delegada del Gobierno andaluz en Granada, Sandra García, centró el debate en el perjuicio económico que ha sufrido el campo y dedicó la mañana de ayer a visitar algunas de las zonas afectadas por el desbordamiento del río Cubillas en la Vega de Granada, al mismo tiempo que trasladó su apoyo a los ayuntamientos para "evaluar los daños y colaborar en la puesta en marcha de medidas urgentes para paliarlos". Acompañada por el delegado de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Manuel García Cerezo, y por técnicos del ramo, Sandra García se reunió con alcaldes de los municipios afectados, a quienes manifestó el respaldo de la Administración autonómica para agilizar, dentro de sus competencias, "todas las actuaciones necesarias para dar solución a los problemas ocasionados por las inundaciones en cultivos e infraestructuras".

La delegada avanzó que ya hay técnicos de las oficinas comarcales agrarias trabajando para valorar la superficie agrícola afectada, donde el desbordamiento del Cubillas ha ocasionado daños en cultivos como el espárrago, los ajos y la alcachofa, entre otros. Además de la evaluación de los daños, el Gobierno andaluz manifestó su disposición para canalizar ante otras administraciones todo tipo de posibles ayudas o de beneficios fiscales a los ayuntamientos, una vez cuantificado el alcance de los daños, y para colaborar en la puesta en marcha del restablecimiento de infraestructuras, limpieza de cauces y acondicionamiento de caminos rurales.

En la misma línea se manifestó el presidente de la Diputación de Granada, José Entrena, tras reunirse con los alcaldes de las localidades Huétor Tájar, Villanueva Mesía, Láchar, Pinos Puente, Valderrubio, Deifontes y Fuente Vaqueros, afectados por el desbordamiento. Entrena tuvo un encuentro con responsables municipales de las comarcas del Poniente Granadino, Vega Sierra Elvira y Los Montes, así como con agricultores afectados, y afirmó que "lo primero y más urgente es realizar una valoración de los daños y después buscar los canales necesarios para solicitar las correspondientes indemnizaciones". No obstante, el presidente de la institución provincial mostró su preocupación por los daños ocasiones en el cultivo de espárragos. "Para los agricultores supone una pérdida importante en su renta agraria que se agrava en aquellas explotaciones que no cuentan con seguro agrario y que son mayoría".

La Diputación realizará una valoración de los daños ocasionados en la infraestructuras agrarias y rurales, incluidas las acequias de riego en los municipios afectados por el desbordamiento ayer tarde del río Genil. Así se lo trasladó el presidente la Diputación a los alcaldes de las localidades Huétor Tájar, Villanueva Mesía, Láchar, Pinos Puente, Valderrubio, Deifontes y Fuente Vaqueros, afectados por el desbordamiento.

Ante esta situación, el presidente de la institución provincial animó a los alcaldes de los municipios afectados a que creen una comisión para pedir a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) que aclare las circunstancias en las que se llevó a cabo el desembalse de agua del pantano de Cubillas, que al parecer motivó el desbordamiento del cauce del río Genil y la inundación de núcleos urbanos y campos de cultivo en estos municipios. De confirmarse la responsabilidad de la Confederación por una mala planificación del desembalse de agua del pantano, los municipios afectados exigirán la compensación económica por los daños y pérdidas en la agricultura.

Por su parte, el alcalde de Huétor Tájar, Fernando Delgado, criticó que "Confederación Hidrográfica, sin previo aviso, desembalsara sin control tal cantidad de agua cuando el caudal del Genil iba bastante crecido debido a las lluvias y cuando los agricultores estaban en plena campaña de recolección del espárrago". Delgado lamentó que esta situación supone, "aparte de los daños ocasionados en más de 1.200 hectáreas de cultivos, la pérdida de muchas peonadas, ya que los agricultores se encuentran sus tierras anegadas con más de un metro de agua lo que impide la recolección de esta hortaliza", ha subrayado.

la Federación de Cooperativas Agroalimentarias Faeca realizará también una valoración de los daños en explotaciones agrarias, infraestructuras y cultivos afectados por las inundaciones acaecidas este fin de semana en varios municipios de la Vega de Granada, en plena recolección del espárrago verde. En una primera valoración, las zonas agrarias anegadas se encuentran en los municipios de Huétor Tájar, Láchar, Pinos Puente, Valderrubio y Fuente Vaqueros, aunque en los próximos días se hará la cuantificación pormenorizada de los daños con la colaboración de las cooperativas agrarias. Las previsiones apuntan a que un tercio de la producción del espárrago se perderá.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios