La pista de Sierra Nevada está "casi lista" para acoger las pruebas alpinas de velocidad

  • La Federación Internacional de Esquí da el visto bueno al proyecto a falta de "pequeños detalles"

El presidente del Subcomité de Pistas Alpinas de la Federación Internacional de Esquí (FIS), Walter Trilling, consideró ayer que la pista Universiada que se está ultimando en Sierra Nevada está "casi lista" a falta de corregir "pequeños detalles" para la competición, una vez examinada la pendiente que se destinará fundamentalmente a pruebas alpinas de velocidad.

Trilling, que recorrió las obras de la Universiada acompañado por la consejera delegada de Cetursa Sierra Nevada, María José López, técnicos de la estación y de la Federación Andaluza de Deportes de Invierno (FADI), apuntaron la necesidad de ampliar un tramo en la parte final de la pista para alcanzar los 30 metros que, como mínimo, debe tener una pendiente para carreras de velocidad, supergigante o descenso. En la pista Universiada, dadas sus características, también podrían disputarse pruebas de eslalon gigante, según señalaron los técnicos.

La pista Universiada, que parte de la ladera de Cauchiles y acaba en la pista de El Río, mide 2,2 kilómetros de longitud con un desnivel de 620 metros. En su trazado, que presenta seis sectores, se cruza con la pista Maribel, la cual discurre bajo un túnel construido este verano para hacer compatible -en los días de competición- las carreras con el esquí comercial. De esta forma, los aficionados podrán ver las pruebas sin interrumpir su jornada de esquí en la zona comprendida entre Borreguiles y Pradollano.

La Universiada de Invierno, que se celebrará en Granada en 2015, cuenta con el respaldo del Ayuntamiento, la Junta, la Diputación y la propia Universidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios