Sólo 4 de 81 edificios de Pajaritos y Doctores pasan la Inspección Técnica

  • Urbanismo enviará requerimientos a los propietarios que han incumplido la ordenanza advirtiéndoles de que serán multados con 3.000 euros si no lo hacen

Faltan pocos días para que termine el año y, con ello, el plazo para que los edificios catalogados o con más de cincuenta años de los barrios granadinos de Doctores, San Lázaro y Los Pajaritos concluyan la preceptiva Inspección Técnica de Edificios (ITE).

Sin embargo, a estas alturas del año solamente cuatro de los 81 bloques obligados a cumplir este trámite municipal lo han culminado dentro del periodo establecido para ello en las ordenanzas fiscales (hasta el 31 de diciembre de 2007), según informó la Gerencia de Urbanismo, pese a que el Ayuntamiento de Granada pone a disposición de los propietarios ayudas de hasta el 85 por ciento de los gastos -con un máximo de 30.000 euros-, para financiar tanto la realización del informe técnico como las obras.

Tampoco es previsible que esta semana mejoren los datos, pues realmente sólo el jueves abrirán las oficinas de la Gerencia donde hay que presentar la documentación oportuna.

De poco sirvieron las advertencias que la concejal de Urbanismo en el Ayuntamiento de Granada, Isabel Nieto, lanzó el pasado mes de septiembre, en las que apremiaba a los propietarios de Los Doctores, San Lázaro y Los Pajaritos para que iniciaran el proceso, ante la inactividad de los vecinos. En dicha fecha, sólo dos edificios habían pasado ya la ITE y, tras el aviso de Nieto, se ha sumado otro par.

Dada la relajación de los vecinos de estas zonas -donde existen un total de 466 edificios-, la Gerencia de Urbanismo enviará a partir del próximo año requerimientos a los propietarios de los 77 inmuebles que han incumplido la norma municipal para compelerles a iniciar la inspección técnica, según anunció la delegada de Urbanismo en el Ayuntamiento de Granada, Isabel Nieto.

En concreto, los edificios dispondrán de un nuevo plazo de tres meses para pasar la inspección. Además, en estas circunstancias, los edificios mantendrán la opción de pedir subvenciones para sufragar las obras, aunque perderán las ayudas para la elaboración de los informes técnicos.

Si en dicho periodo los propietarios o comunidades de propietarios continúan sin ejecutar la inspección técnica, el Ayuntamiento de Granada tendrá que actuar de oficio. En este sentido, serán los profesionales del Colegio Oficial de Arquitectos -gracias a un convenio firmado entre ambas entidades- los que se encarguen de efectuar la inspección, según adelantó la delegada de Urbanismo. En este caso, los propietarios de los edificios también serán sancionados con una multa de 3.000 euros.

No obstante, serán los propietarios quienes se hagan cargo de los honorarios de los expertos. Además, en caso de que el informe sea desfavorable se instará a los dueños a que solventen los problemas estructurales y, en caso de no solucionarlos voluntariamente, será el Ayuntamiento de Granada el que acuda a la ejecución subsidiaria, repercutiendo los costes generados por las obras en los propietarios.

Por lo que respecta a los otros barrios que realizaron la Inspección Técnica de Edificios durante 2007, el Albaicín y la Zona Centro no presentaron problemas ni dilaciones a la hora de pasar el trámite municipal, según aseguró Nieto, quien alegó que en todos los casos se informó a los propietarios a través de las asociaciones de vecinos, juntas de distrito, medios de comunicación y folletos informativos.

La edil resaltó la importancia de la Inspección Técnica para que los vecinos conozcan el estado de sus viviendas, ya que es habitual que algunas viviendas presenten patologías desconocidas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios