Las Urgencias del Hospital del Campus se desbordan con casi 500 pacientes

  • El número de enfermos que acude obligará a reordenar la plantilla si se mantiene esa alta demanda

El Hospital del Campus de la Salud sigue adaptándose a su funcionamiento. Sigue en la fase de rodaje tras la apertura total el pasado fin de semana. Y están surgiendo contingencias que afectan a trabajadores y a usuarios en los primeros días de funcionamiento. La propia dirección reconoce que se irán solucionando las incidencias detectadas por los profesionales con el inicio de la actividad.

Uno de los servicios más afectados es el de Urgencias, que comenzó a funcionar el sábado a las ocho de la mañana y que está, en sus primeros cuatro días, desbordado. La elevada asistencia de pacientes, la plantilla planificada y unas instalaciones y circuitos aún desconocidas para los usuarios, y en adaptación para los profesionales, hace que se estén llenando las consultas y el resto de zonas asistenciales por la demanda incesante de atención. Así, el sindicato de Enfermería, Satse, ya ha pedido que haya un mayor número de personal de enfermería en este servicio, demanda que le planteará hoy mismo a la dirección. También los médicos (están los equipos de Clínico y Traumatología), están sin parar desde el sábado, con apenas tiempo para el descanso en las guardias y los turnos.

Los dos primeros días de funcionamiento (sábado y domingo) se atendieron 380 urgencias, lo que mantuvo al personal sin parar durante las dos jornadas. Pero el lunes se desbordó con casi 500 urgencias. La plantilla que se ha diseñado para este servicio se quedó corta.

Desde la dirección, el gerente, Manuel Bayona, reconoció ayer este aumento de frecuentación de pacientes a las Urgencias del Campus, aunque la mayoría de la patología no está requiriendo ingreso hospitalario. Así, dijo a este periódico que en 24 horas (desde las doce de la noche del domingo a las doce de la noche del lunes) se atendieron 480 urgencias, "algo inusual", por lo que habrá que dimensionar los servicios tras los días de rodaje en los que se están viendo los puntos que hay que cambiar. De hecho, ayer martes se ajustaron ya algunos circuitos para ser más operativos.

En ese periodo de 24 horas (de noche del domingo a noche del lunes) se atendieron 482 urgencias en el Campus, "una cifra más elevada que la suma de las urgencias que se atendían antes entre Clínico y Trauma". Pero la mayoría banal y resuelta en consulta. En Observación (pacientes que requieren mayor control médico y pruebas) sólo se ocuparon 14 camas, según informó Bayona. De todos los pacientes atendidos se ingresaron 38, por lo que el porcentaje de ingreso fue del 7,88% cuando "el estándar marca que lo normal es del 11%", un dato que incide en que la mayoría de la frecuentación es banal y resuelta sobre la marcha.

De guardia durante la noche había 4 médicos y 4 enfermeros, lo que desbordó la actividad. Durante el día hay hasta siete enfermeras. Según los datos recabados por Satse, de las cuatro de noche, quedó solo una en el puesto de clasificación a partir de la una de la madrugada, una para el circuito de Trauma, otra para toda la policlínica y una sola en sillones, por lo que pedirán hoy a la dirección en una reunión la "adecuación de las plantillas a la situación actual de caos".

Así, si lo que se temía en un principio es que las Urgencias del Virgen de las Nieves fueran las que se colapsaran al quedarse solos en el centro de la ciudad, tras el cierre de Trauma y el Clínico, son las del Campus las que más están creciendo, aunque también en el Virgen de las Nieves hay alta frecuentación con el nuevo mapa sanitario. Desde el sábado también atienden en Caleta a más pacientes de lo que era habitual para su servicio. Sólo el lunes, atendieron 321 (161 menos que en el Campus) aunque con el doble de plantilla. Esas 24 horas de guardia del lunes se ocuparon 16 camas en observación y hubo 35 ingresos, un 11%.

Como se había reforzado la unidad del Virgen de las Nieves, ahora habrá que incrementar el personal en el Campus.

Otro servicio que ha comenzado a funcionar y con mucha actividad es el de Radiodiagnóstico para atender a las personas que necesitan una prueba radiológica. El servicio está en la planta de acceso del hospital y la actividad desde el lunes también es elevada, con una actividad incesante en todas las cabinas y largas esperas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios