¿Se acabaron los sorteos de VPO?

  • El anteproyecto de Ley de Derecho a la Vivienda de la Junta de Andalucía contempla la posibilidad de que los sorteos dejen de ser el único sistema de adjudicación de las viviendas de protección oficial

El sorteo podría dejar de ser el único mecanismo del que se servirán las promotoras públicas y privadas para la adjudicación de viviendas de protección oficial. La nueva Ley de Derecho a la Vivienda que planea la Junta de Andalucía -cuyo borrador ya ha sido aprobado y que actualmente se encuentra en trámite parlamentario- establece que "todos los solicitantes de VPO deberán estar previamente incluidos en el Registro Municipal del Demandante de Vivienda Protegida". Este listado, que sólo están obligados a redactar los municipios con más de 5.000 habitantes y que registraría a los solicitantes que cumplan los requisitos para ser beneficiarios de una VPO, podría sustituir a los sorteos al convertirse en la base de baremación para la entrega de las distintas promociones protegidas.

Desde la Delegación de Vivienda y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía en Granada apuntan que, aunque es cierto que el anteproyecto de ley no concreta en ninguno de los artículos que el sorteo seguirá siendo el método de adjudicación de las viviendas protegidas, tampoco establece que dejará de serlo. "Hasta que no se apruebe la ley de forma definitiva, existe la posibilidad de que se elimine el sorteo. Pero, en realidad, es bastante improbable", indican fuentes de la Delegación.

Por el momento, el anteproyecto de la Ley de Derecho a la Vivienda sólo concreta que "los ayuntamientos establecerán el procedimiento para la adjudicación de las VPO a favor de los solicitantes que reúnan los requisitos exigidos". Así que, en teoría, cada corporación municipal podría elegir libremente el sistema para la concesión de cada una de las viviendas protegidas que se construyan en su municipio.

Quienes sí se alegrarían de la eliminación de este sistema de adjudicación serían los promotores privados de viviendas de protección oficial. Según informaron desde la Delegación de Vivienda y Ordenación del Territorio, durante la presentación ante los distintos agentes sociales y económicos del anteproyecto de la Ley de Derecho a la Vivienda, los empresarios del sector dejaron muy claro su posición respecto a dejar en manos del azar la asignación de las VPO. "Según los promotores, los sorteos implican mucha tramitación, mucho papeleo y retrasan la entrega de las viviendas", explicaron desde la Delegación de Vivienda. Lo ideal para los empresarios, por tanto, sería instaurar un nuevo sistema de entrega basado en ese registro municipal de demandantes que se verán obligados a realizar los municipios de más de 5.000 habitantes.

Además, la eliminación de los sorteos supondrían una marcha atrás en un método que desarrolló el Gobierno autonómico en 2003 con objeto de dotar al proceso de una mayor transparencia.

2003

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios