El alcalde lanza un mensaje de calma y garantiza la Universiada de invierno

  • Torres Hurtado asegura que Granada está equipada para afrontar el evento deportivo

Tras la reciente dimisión del consejero delegado de la Universiada 2015, Francisco Sánchez-Montes, el evento generó una cierta incertidumbre respecto a su desarrollo. A esto hay que sumarle el anuncio que hicieron hace unos días las instituciones implicadas en el proyecto, que han reconocido que pese a las promesas realizadas en un principio, el acontecimiento deportivo tendrá que ajustarse a la nueva realidad económica, salpicada por la crisis.

Una serie de dificultades que pusieron en el punto de mira la gestión y el futuro del evento, aunque el alcalde de la ciudad, José Torres Hurtado, desmintió ayer que haya peligro alguno en su realización. "Muchos piensan que la Universiada está retrasada, pero Sierra Nevada tiene todas sus infraestructuras en perfectas condiciones. Con respecto a Granada capital, se tenía que hacer la estación de Hielo y existía la doble posibilidad de hacer una Villa Olímpica o utilizar los hoteles. El propio FISU nos recomienda que últimamente, no se están haciendo villas olímpicas porque después no tienen una utilidad cuando hay muchas casas en el mercado que no se venden. La Diputación sí tiene que hacer una pista de fondo en el puerto de la Ragua. Estamos a tiempo más que suficiente para que el Ayuntamiento haga su pabellón porque puede hacerlo, quiere y lo va a hacer. Queremos que quede una instalación para que sea un atractivo turístico- deportivo", aclara Torres Hurtado. De todas formas, añadió que en caso de no poder llevar a cabo el Palacio de Hielo no habría problema porque "tenemos suficientes pabellones para que se haga la Universiada con todo lujo de instalaciones". Por otra parte, explicó que se deben esperar los tiempos necesarios para aplicar la exención fiscal al evento. "Es la misma que tiene el Milenio, que tiene Caravaca, o el Mundobasket. Como la exención no empieza a funcionar hasta dos años antes de la ejecución, todo lo que se patrocine antes con empresas privadas no sería desgravable, por lo que no podemos hacer nada hasta 2013" recordó el primer edil.

Del mismo modo, matizó que "las obras que hay que hacer son de relativa importancia, por lo que se tardaría poco tiempo en hacerlas. Un pabellón de deportes lo hemos hecho en 8, 9 o 12 meses, así que no hay ningún problema".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios