Una 'burrada' de marcha por la concienciación ambiental

  • Los ecologistas organizan un paseo con borricos hasta la Fuente del Avellano

  • Reivindican el arreglo de la zona

Los alumnos del colegio Gómez Moreno plantaron dos avellanos. Los alumnos del colegio Gómez Moreno plantaron dos avellanos.

Los alumnos del colegio Gómez Moreno plantaron dos avellanos. / carlos gil

El paso decidido de los burros marco ayer el ritmo de una marcha que atravesó parte de la Granada más turística para encaramarse en la legendaria Fuente del Avellano, un entorno histórico en el que se sembraron dos de los árboles que le dieron nombre para pedir que recupere sus usos tradicionales. La estatua de los Reyes Católicos, el tráfico de Gran Vía casi en hora punta, los paraguas gigantes de colores que anunciaban tour turísticos gratuitos por la ciudad de la Alhambra y dos burros. Así lució ayer el Centro de Granada.

Jara y Tomillo, dos burros del refugio Las bellotas, marcaron el ritmo de una "burrada de marcha" que le cambió el paso a esta ciudad de huellas nazarís y que captó la atención de turistas y granadinos, de jóvenes y mayores. "Con burros de dos patas tropiezas a todas horas pero ver burros de cuatro patas es algo insólito", explicó a Efe Carmen Catalán, una madrileña que cambió su plan de una mañana de tiendas para sumarse a las reivindicaciones de una burrada de marcha.

Ecologistas en Acción, Salvemos la Vega y la plataforma en defensa del Río Darro, entre otros, diseñaron esta ruta cultural que conectó el bullicio del centro con la histórica Fuente del Avellano para reivindicar, con motivo del Día Forestal Mundial, la recuperación de las vías pecuarias, los usos tradicionales de espacios clave de la ciudad y las riberas de los ríos.

El portavoz de la iniciativa, Juan Raya, explicóque esta marcha pretende que los más pequeños tomen conciencia de la necesidad de cuidar el entorno y de conservar la biodiversidad, pero es también una manera de celebrar que ha llegado la primavera sembrando los dos avellanos que transportaron los burros durante todo el trayecto. "Queremos recuperar la zona como uno de los paseos más importantes de Granada", apuntó Raya, quien dijo que esta "burrada de marcha" reclama además a la Confederación Hidrográfica que ejecute el proyecto sobre el río Darro que anunció hace dos años para conservar este espacio ambiental.

Al paseo se sumaron además los estudiantes del colegio Gómez Moreno, que ya en la Fuente recibieron un diploma por un trabajo grupal en el que han investigado la biodiversidad de la Alhambra, y los de Educación Especial del Ave María, desde ayer guardeses ambientales de este entorno.

El director del Patronato de la Alhambra, Reynaldo Fernández, recalcó la necesidad de involucrar a los escolares en actividades como esta que les enseñan el valor del patrimonio ambiental, lo que les hace protegerlo. La jefa del servicio de Jardines, Bosques y Huertas del monumento, Catuxa Novo, destacó el compromiso del Patronato con esta linde de la Alhambra, con su protección y su puesta en uso para mejorar el entorno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios