Los chiringuitos de la Costa podrán mantener la tradición de los espetos

  • La Delegación Provincial de Medio Ambiente resolverá a lo largo de la semana que viene favorablemente los expedientes pendientes en Almuñécar y Salobreña

Comentarios 1

Los chiringuitos de todo el litoral granadino podrán instalar finalmente las barbacoas, como todos los años, ya que la Delegación de Medio Ambiente aprobará los permisos de esta ocupación de dominio público y así se podrán sumar a los de Motril y Torrenueva que ya contaban con el permiso de la Dirección general de Costas para realizar esta actividad desde el pasado 30 de marzo.

Así lo informó el delegado de Medio Ambiente de la Junta en Granada, Francisco Javier Aragón, quien en una apretada agenda recorrió prácticamente la franja costera de la provincia desde Albuñol y Polopos, donde aprobaron los planes de playa de estos dos municipios, hasta Almuñécar por la mañana y Salobreña por la tarde, donde mantuvo reuniones con los empresarios y los representantes de estas localidades para aclararles de primera mano los trámites que se están llevando a cabo en la administración autonómica en relación con las solicitudes para asar espetos.

En estos encuentros, Aragón analizó los casos de los empresarios uno por uno y explicó que la Delegación de Medio Ambiente "en ningún momento ha resuelto prohibir" las barbacoas, como habían comentado desde el sector, y que si en las cartas remitida figura el término "propuesta de resolución denegatoria" es porque jurídicamente ellos no pueden autorizar una concesión administrativa para ocupación de domino público terrestre de dicho establecimiento, ya que se encuentra extinguida por vencimiento de plazo de otorgamiento desde el año 2007. No obstante, en esa misma misiva -a la que ha tenido acceso este periódico- en otro párrafo se menciona que no existe ninguna causa justificada para suponer una excepción al Reglamento de la Ley de Costas, y que por ello se ha dado un trámite de audiencia para alegar esos motivos, algo que piensan los chiringuiteros hacer de manera conjunta.

Entre todos se ha buscado la excepción que permita el respeto de la ley, como el año pasado hizo la entonces directora de Costas, Alicia Paz Antolín. Y se ha llegado a una solución transitoria que permitirá que este año se autorice la instalación de las barbacoas basada en un doble motivo: el cultural, por acogerse a las tradiciones gastronómicas propias de la comarca, como es la costumbre de asar los espetos; y procedimental, ya que debido a que la solicitud se presentó tarde, el cambio de competencias y los plazos administrativos que hay que respetar, se ha echado la temporada encima y la delegación no puede resolver la autorización antes de la fecha requerida.

No obstante, el delegado añadió que la solución que se ha buscado para esta temporada no valdrá para ediciones futuras y para ello convocó también a los representantes de los gobiernos locales para que, cada uno en su municipio respectivo, tome nota y apruebe para el periodo estival que viene los planes de playa anuales, como en marzo ya lo hizo el municipio de Motril con Costas, en el que se detalle no sólo los permisos para las barbacoas, sino también los de hamacas y los de terrazas.

El delegado provincial de Medio Ambiente recordó que la Costa granadina cuenta en estos momentos con 8 barbacoas autorizadas para la temporada de verano, además de otras 6 cuya autorización se está tramitando y 17 que pasarán trámite de audiencia (12 en Almuñécar y 5 en Salobreña), y que se consideran autorizables otros 14 establecimientos de temporada de comida y bebida.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Chiringuitos de la Costa Tropical, Francisco Trujillo, salió satisfecho de esta reunión, pese a momentos tensos en parte del encuentro, y expresó que "con buena voluntad entre todos los implicados en el sector se haya buscado desde el diálogo y el entendimiento una solución que permita que este verano también los veraneantes puedan degustar de los espetos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios