¿Quién conducía el coche que provocó la muerte de dos jóvenes en Cúllar?

  • El sobrino del hombre enviado a prisión acusado de conducir ebrio alega que era él quien llevaba el vehículo

La investigación sobre el accidente de tráfico del lunes que se saldó con dos fallecidos de 20 y 22 años y una persona herida de 22 años ha dado un giro inesperado que ha causado gran revuelo. El sobrino del que se presuponía que era el conductor del vehículo que provocó el accidente -un hombre de 66 años- se ha entregado a la Guardia Civil, alegando que realmente era él quien conducía y no su tío.

Fue sobre las 20:45 horas del lunes cuando tres jóvenes -un chico de 22 años que conducía el vehículo, su novia de la misma edad y la hermana de esta última de 20 años, vecinos de Huéscar y Puebla de Don Fadrique respectivamente- circulaban por la A-92N de regreso a casa. A su paso por Cúllar, a la altura del punto kilométrico 56, otro vehículo impactó contra ellos, provocando la muerte de la hermana menor y del conductor y dejando herida a la otra joven, que fue trasladada al hospital de Baza.

Por estos hechos, la Guardia Civil detuvo a un hombre de 66 años, que responde a las iniciales Francisco T. T., que triplicaba la tasa de alcohol permitida en sangre. Ante ello, y dado que el supuesto conductor no negó los hechos durante su detención, el Juzgado de Instrucción 1 de Baza ordenó su ingreso en prisión donde permanece de momento.

Sin embargo, la tarde del martes, un sobrino de Francisco T.T., se desplazó hasta la Guardia Civil de Baza para confesar que realmente era él quien conducía durante el siniestro y no su tío. Según la versión de esta persona, al impactar contra el otro vehículo "se quitó de en medio por miedo", motivo por el que le fue tomada declaración ante el juez la mañana de ayer.

Este nuevo testimonio ha provocado gran revuelo en torno a lo sucedido ya que en el informe de atestados relatado por la Guardia Civil tras el accidente, no se refleja la presencia de otro ocupante en el vehículo.

Según pudo saber Granada Hoy, esta nueva versión sobre lo ocurrido aportada por este hombre podría deberse a un tema de seguros del vehículo o a querer liberar a su tío, por motivos que de momento se desconocen.

Sin embargo, el principal problema reside en que el testimonio ha llegado cuando ya es imposible practicarle unas pruebas de alcoholemia que sean determinantes para conocer si, en caso de haber sido él quien conducía, lo hacía bajo los efectos del alcohol o de otras sustancias.

Por este motivo, este presunto conductor ha quedado en libertad pero deberá comparecer ante el juzgado de forma periódica mientras que su tío permanecerá en prisión hasta que culmine la investigación.

Este nuevo giro fue lo más comentado ayer en los municipios donde residían las víctimas, en los cuales nadie se cree esta otra versión. Por su parte, la noticia ha sido acogida con las familias con gran indignación, que esperan que el testimonio de la joven que resultó herida pueda aportar datos relevantes para conocer la realidad del accidente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios